Más de Cultura

Estrenos: 'Sin tiempo para morir': Craig, Daniel Craig... con licencia para despedirse

Un emotivo adiós. El actor deja el personaje con un  filme que repasa brillantemente 24 películas de 007

Eduard Castaño

Whatsapp
Estrenos: 'Sin tiempo para morir': Craig, Daniel Craig... con licencia para despedirse

Estrenos: 'Sin tiempo para morir': Craig, Daniel Craig... con licencia para despedirse

Con un año y medio de retraso, por fin llega el estreno de uno de los estrenos más esperados del último lustro. Sin tiempo para morir es el adiós (aunque como dijo Sean Connery: «Nunca digas nunca jamás») definitivo de Daniel Craig a uno de los tres personajes más icónicos de la historia del cine: James Bond.

La 25ª película del agente secreto más conocido del mundo, al Servicio de su Majestad y con licencia para matar, es un brillante, emotivo y espectacular epílogo al trabajo de Craig como 007. ¡Una despedida a lo grande! El quinto filme del actor de Chester enfundado en el esmoquin más popular del séptimo arte es una auténtica gozada para los fans (y los que no también) de Bond... James Bond. Un disfrute de 163 minutos, la película más larga de la saga, que cierra muchos cabos sueltos que aún estaban pendientes de las cinco entregas protagonizadas por Craig.

Y no solo eso. Es un magnífico repaso a sus 24 entregas anteriores, con detalles y momentos que nos transportan a lo mejor y a lo peor de un personaje que ha sido interpretado por seis actores (desde Connery hasta Craig pasando por George Lazenby, Roger Moore, Timothy Dalton y Pierce Brosnan), a cada cual con su peculiar toque y estilo.

Pero Sin tiempo para morir no es el adiós del personaje, es solo un hasta pronto. Un estruendoso espectáculo que vale, y mucho, la pena. Solo se necesita agarrarse a los reposabrazos para viajar desde Cuba a Noruega en una aventura  repleta de sorpresas y en la que toda la adrenalina del mundo nunca es suficiente. Para muchos, Bond... James Bond es el espía al que amó. Y Craig el agente que mejor empuña una Walther PPK. De hecho, el arma se hizo famosa gracias a que aparece en los títulos de crédito de todas sus películas.

Como siempre, para Bond el mañana nunca muere. Pero en Sin tiempo para morir, ha dejado el servicio secreto y está disfrutando de una vida tranquila en Jamaica. Aunque su calma no va a durar mucho tiempo. Su amigo de la CIA, Felix Leiter, aparece para pedirle ayuda. La misión de rescatar a un científico secuestrado resulta ser mucho más arriesgada de lo esperado, y le lleva tras la pista de un misterioso villano armado con una nueva y peligrosa tecnología.

59 años salvando el mundo
007 ya ha salvado al mundo dos docenas de veces en los últimos 59 años, cuando se tuvo que ver las caras con el Doctor No, al que siguieron otros malvados como  Blofeld, Goldfinger o Max Zorin. Ian Fleming, creador del personaje, estaría orgulloso en el desarrollo que ha tenido Bond en los últimos tres lustros.

Seguramente, esta sea la versión más compleja, humana y contradictoria de 007. Craig no es Connery ni busca serlo. Son, afortunadamente, otros tiempos, y ha sabido amoldarse a ellos. La actual autoconciencia y el MeToo han servido para corregir y para actualizar la idiosincracia de nuestro protagonista.

Junto con Daniel Craig, el cineasta norteamericano Cary Joji Fukunaga sabe rodearse de un buen reparto para cerrar la trayectoria de este Bond. Rami Malek da vida a Lyutsifer Safin, probablemente uno de los villanos que dejará más huella  en la saga. Su maldad va más allá de lo imaginable. Escondiendo su rostro lleno de cicatrices tras una máscara japonesa, Safin mostrará su aspecto más perturbador y vengativo de una forma sorprendente.

Pero Bond contará con aliados en su tarea. Nomi (Lashana Lynch) y Paloma (Ana de Armas), del MI-5 y la CIA, le acompañarán a la hora de desenmascarar la  trama que urde Safin, con Madeleine Swann (Léa Seydoux) por medio.

Pura acción-Bond con guiños
Para el guion, los productores han pensado acertadamente en Phoebe Waller-Bridge (creadora de la serie Fleabag), que ofrece junto  al propio Fukunaga y dos clásicos de en los últimos años de la saga como Neil Purvis y Robert Wade, los momentos más divertidos de la película. A pesar de ser un thriller con giros, tiene tiempo para algunos gags, especialmente los que aporta Ana de Armas. Súmenle acción a raudales y los acostumbrados artilugios.

Y, evidentemente, el filme arranca con un preludio largo pero espectacular al tiempo que llegan los títulos habituales de crédito y la canción de Billie Eilish 140 minutos antes de ese emotivo final.


Levantemos nuestro Martini con vodka (mezclado, no agitado) y brindemos en el adiós de Craig, que no en el de Bond. Larga vida a 007, el agente que no solo vive dos veces. Es eterno.

Otros estrenos

'Mediterráneo', los refugiados a través de la labor del Open Arms

Otoño 2015. Dos socorristas, Oscar (Eduard Fernández) y Gerard (Dani Rovira), viajan hasta Lesbos (Grecia) impactados por la fotografía de un niño ahogado en las aguas del Mediterráneo. Al llegar descubren una realidad sobrecogedora: miles de personas arriesgan su vida cada día cruzando el mar en precarias embarcaciones y huyendo de conflictos armados. Sin embargo, nadie ejerce labores de rescate. Junto a Esther (Anna Castillo), Nico (Sergi López) y otros miembros del equipo, lucharán por cumplir un cometido, dando apoyo a personas que lo necesitan.

'Benedetta', la última polémica de Paul Verhoeven

Italia, siglo XVII. Benedetta Carlini llega al convento de Pescia, en la Toscana, y asegura ser capaz de hacer milagros desde que era joven.... Este último y polémico trabajo de Paul Verhoeven (Starship Troopers, Instinto básico, Showgirls, Desafío total o Robocop) es una adaptación de la novela Immodest Acts: The Life of a Lesbian Nun in Renaissance Italy (Studies in the History of Sexuality) de Judith C. Brown, que gira en torno a la sexualidad en un convento y la homosexualidad de una de sus monjas, que desde joven comenzó a tener visiones sin conocer el motivo. 

'Bella y el circo mágico', aventura de animación sin villanos

Ella Bella y Henry son los mejores amigos del mundo. Juntos han decidido montar un espectáculo de circo en su pequeña ciudad, donde Ella Bella asombrará a todos con sus números de magia y la ayuda de Henry. Pero entonces llega Johnny, un niño nuevo en el vecindario, con juguetes caros y una bicicleta espectacular. 

Temas

Comentarios

Lea También