Cultura Vive, Ama, Ríe... Lee

Stefan Zweig y el miedo

Paralizante y enfermizo. Zweig plantea una situación emocional terrorífica para su protagonista

Ana Rivera

Whatsapp
El escritor vienés tiene preparado un giro final inesperado en su obra de 1913.  Foto: Getty

El escritor vienés tiene preparado un giro final inesperado en su obra de 1913. Foto: Getty

Irene Wagner es una joven mujer que, a principios de 1900, parece tenerlo todo: un buen marido, Fritz Wagner, que trabaja en el ámbito de la jurisdicción y les permite llevar una vida acomodada; dos educados hijos, un confortable hogar, ayuda para realizar las tareas del día a día, unas actividades sociales activas y llena de cultura y diversión... 

Pero tras ocho años de feliz matrimonio, conoce a un bisoño pianista que llama su atención por su lozanía, su fervor artístico y, sobre todo, el representar la antítesis de su mundo perfecto. Todo esto, sumado al interés que rápidamente despierta en el joven, provoca en ella una romántica fantasía que desencadena que ambos empiecen una relación sentimental como amantes.

Pasados los meses, Irene parece llevar las dos relaciones con soltura y con discreción, algo que la colma de felicidad. Sin embargo, un día una mujer la descubre saliendo de la casa de su amante y la extorsiona para mantener el silencio.

La acuciante presión de la mujer que la acosa y la chantajea exigiéndole dinero a razón de no delatar su infidelidad con el pianista provoca en Irene Wagner una tremenda angustia, palpable en las páginas y un febril repaso a su vida y su escena matrimonial: ¿es realmente feliz con su marido? ¿Se conocían bien ambos? ¿Sólo tenían en común sus dos hijos? ¿Necesitaba algo más que su amor delicado y cariñoso?


«No se imaginaba cómo podría empezar de cero, deshonrada y mancillada"
Stefan Zweig

En otras ocasiones se siente fuertemente arraigada a su marido Fritz y a su apacible vida, viendo a su amante como ese ‘accesorio’ que pueda adaptarse a la perfección a su acomodado mundo. Como si fuese algo que ella realmente siente que merece la pena para complementar su existencia. 

Pluma impecable, Zweig es capaz de transmitir los sentimientos de Irene Wagner de forma tan clara, precisa y determinada que los lectores podemos llegar a sentirlos: la incomprensión, la soledad, la angustia, la desidia, la rigidez emocional, el desbocarse al sentirse libre por un instante... y el miedo, cómo no, el miedo.

El miedo a ser descubierta, el miedo a ser acusada de infidelidad, el miedo de la presión, el miedo destrozar su familia, el miedo a las miradas inquisitivas, el miedo a perderlo todo, el miedo a ser juzgada por la sociedad, el miedo... El miedo. 

Miedo

  • Autora: Stefan Zweig
  • Editorial: Acantilado
  • Páginas: 144

Temas

  • Literatura
  • Libros
  • Clásicos
  • Stefan Zweig
  • Reseña
  • Crítica literaria
  • Lectura

Comentarios

Lea También