Criada, el sueño americano por debajo del umbral de la pobreza

En estas memorias Stephanie Land explora la realidad que hay detrás de estar al servicio de la clase media-alta de Estados Unidos.

| Actualizado a 30 noviembre 2021 20:31
Se lee en minutos
Participa:
Para guardar el artículo tienes que navegar logueado/a. Puedes iniciar sesión en este enlace.
Comparte en:

A los 28 años, los planes de la estadounidense Stephanie Land de escapar de su ciudad natal para ir a la universidad y convertirse en escritora se vieron truncados al quedarse embarazada inesperadamente de una aventura de verano. Para sacar adelante a su hija se dedicó a la limpieza de hogares, trabajando durante el día y estudiando online durante la noche para obtener un título universitario. Mientras, escribía sin descanso. Esta es la trama de Criada, Trabajo duro, sueldos bajos y la voluntad de supervivencia de una madre, unas memorias de Stephanie Land publicadas por Capitán Swing

Escribía acerca de historias reales que no se estaban contando: sobre estadounidenses mal pagados y con exceso de trabajo; de vivir con cupones para comer; de los programas del gobierno que proporcionan vivienda, pero que acaban siendo casas de transición; de los distantes funcionarios que la llamaban afortunada por recibir las ayudas públicas. Escribió para recordar su lucha y para acabar con los estigmas profundamente arraigados a los trabajadores pobres.

 

 

 

En Criada, Land explora la realidad que hay detrás de estar al servicio de la clase media alta de los Estados Unidos: «Me convertía en un fantasma sin nombre». Sin embargo, a medida que comienza a descubrir la vida de sus clientes, sus debilidades, su tristeza, su amor, comienza a encontrar esperanza en su propia situación.

A medio camino entre otros títulos también editados en Capitán Swing como Desahuciadas de Matthew Desmondy y Por cuatro duros de Barbara Ehrenreich, estas memorias incluyen un prólogo de Barbara Ehrenreich y un prefacio de Rafaela Pimentel Lara, del colectivo Territorio doméstico.

 

 

Netflix compró los derechos de la historia de Land para convertirla en una serie que miles de personas disfrutan ya como un conmovedor retrato de la vida de una madre soltera en los márgenes.

Comentarios
Multimedia Diari