Relojería de lujo al alcance de todos

Los tarraconenses Francesc Robles y Sergi Gibert diseñan CIRO, su primera línea de relojes hechos con fibra de carbono

Jaume Aparicio

Whatsapp
Francesc Robles y Sergi Gibert fundadores de blesbert. FOTO: Ángel Ullate

Francesc Robles y Sergi Gibert fundadores de blesbert. FOTO: Ángel Ullate

Las tecnologías de vanguardia y los materiales avanzados deben estar al alcance de quien aprecia la innovación, independientemente del poder adquisitivo». Con esta premisa los ingenieros Francesc Robles (Valls, 37 años) y Sergi Gibert (Tarragona, 37 años), formados en la Universitat Rovira i Virgili han emprendido su andadura en el sector de la relojería. «Los relojes han sido una de mis grandes pasiones y desde hace cuatro años que me adentré en el sector tratando de aprenderlo todo», cuenta Robles. Un aprendizaje extenso que sumado a su enorme conocimiento de la fibra de carbono, material que llevan trabajando desde hace más de 14 años en la empresa Navec, han dado como resultado CIRO, el primer modelo de la marca creada por ambos ‘blesbert’.

La fibra de carbono es el tejido ultraligero más técnico que existe, empleado en aplicaciones aerospaciales y aeronáuticas porque ofrece una resistencia similar a la del acero con un peso similar al del plástico. Es un material que ya se utiliza en la relojería por grandes marcas del sector. «Pero su precio no es para nada asequible, superando, en la mayoría de los casos, los miles de euros», cuenta Robles. La marca blesbert quiere adaptarlo para todos los bolsillos.

Para conseguir que su modelo CIRO que cuenta con una esfera de fibra de carbono aerospacial 1K, un cristal de zafiro curvado antirreflectante y una artesanía suiza pueda salir al mercado necesitan una inversión importante de unos 55.000 euros. La parte de la fibra se realiza en España, mientras que la artesanía es suiza y el ensamblaje se hace en Asia. «Las empresas exigen unos 300 movimientos para ponerse en marcha y es lo que hace que necesitemos, al menos, una tercera parte de esos 55.000 euros», cuenta Francesc Robles. Para ello iniciaron una campaña de crowdfunding en kickstarter.com ( https://www.kickstarter.com/projects/francescrobles/ciro-new-times-new-expectations?ref=c0rikm&token=f963cf3c). Por ahora han logrado 14.600 dólares de los 24.287 que han marcado como objetivo. Un reto al todo o nada, ya que si no se alcanza antes del 10 de enero no obtendrán nada.

Durante el tiempo que dura la campaña de crowfunding el precio del reloj es de 199 euros con dos correas de regalo. Una cantidad que cubre los costes porque como explica Francesc Robles «queremos lanzar una colección a largo plazo y esta es nuestra manera de entrar en el mundo de la relojería». Un sector en el que el empresario vallense señala que «hay mucha competencia de ‘fashion brands’ (marcas de moda) muy potentes que entran en el mercado de la relojería sin preocuparse de los materiales y con productos muy estandarizados». Justamente lo contrario que pretende ‘blesbert’. Bajo el lema «la diferenciación, la sofisticación y la voluntad de ir siempre un paso por delante», la marca tarraconense quiere enfocarse en diseños únicos y en la utilización de materiales de calidad.

Además en esta etapa inicial «no se trata de hacer dinero, porque tenemos nuestros respectivos trabajos que nos dan la estabilidad», puntualiza. Una vez finalice el reloj CIRO de blesbert ascenderá a 349 euros.

Si se consigue llegar a la meta y proceder a la fabricación de los relojes, los empresarios calculan que la primera colección numerada de sus relojes podría estar lista hacia el mes de mayo.

Temas

Comentarios

Lea También