José el Chatarra y el Punky Gitano: 'Antaño existía el heavy lolailo'

Entrevista al dueto musical

Raúl Cosano

Whatsapp
Los reusenses José el Chatarra y el Punky Gitano presentan disco hoy en Lo Submarino.  Foto: Carlos Undergroove

Los reusenses José el Chatarra y el Punky Gitano presentan disco hoy en Lo Submarino. Foto: Carlos Undergroove

-¿Qué les dice la gente cuando les ve por primera vez?

-José: Lo que vemos es que se tocan la cartera, no sé si tiene que ver mucho…

-Dicen eso de ‘¿y de dónde han salido estos?’.

-Punky: Sí, se sorprenden, primero por la imagen, por la cresta, y por la música, por las letras reivindicativas y graciosas.

-José: Vamos por la diferencia para no ser una oveja. Cuando llegamos a los sitios se nos quedan mirando y dicen: ‘¿Y el grupo de rumba dónde está?’.

-Y está delante.

-José:La gente que viene sin saber qué va a ver se queda alucinada, con esa hora y media de chatarrazo y punkarrada.

-Presentan ‘Al límite!’, su tercer disco.

-José:Es el pisotón de decir: ‘Estamos aquí’. No venimos a jugar, venimos a que nos conozcan. Y poder finalizar la trilogía. Es lo que tenía que pasar.

-¿Cuándo supieron que esto iba en serio?

-José:Desde siempre. Estábamos convencidos. Somos músicos desde hace mucho tiempo. Hicimos el proyecto para pasar un buen rato pero con la idea de que pudiera funcionar.

-¿De dónde vienen? ¿Cómo fue esa rara confluencia?

-Punky:Los dos venimos del metal. Yo venía de tocar gothic metal, pero siempre me había gustado el flamenquito. Él también decidió dejar el metal y hacer algo que nos entraba por la vena… ¡Hablamos de música, eh! (Risas). Y me llamó a mí.

-Son géneros muy alejados.

-José: Creo que todo se parece.

-Punky: Antaño existía en mi barrio el heavy lolailo. El heavy con el peine en el bolsillo.

-José: Lo principal es que nos encanta toda la música. Hemos cogido las raíces. El rock’n’roll se nota, claro. Muchas veces estás escuchando un disco de rock y parece flamenco.

-¿Marca lo que se ha mamado de pequeño?

-José: Somos gente de barrio, del 124 y el cassette, de poner a Los Chichos, y después llegó Metallica. Y Parchís. ¿Te acuerdas de Parchís?

-Punky: Claro, y de Enrique y Ana (risas). Yo tocaba metal y me gustaba el punk, pero luego me metía en casa y escuchaba rumba y flamenco, que eran nuestras raíces.

-¿No se atrevían a confesarlo?

-Punky: Vale, lo reconozco, me gusta Chiquetete (risas). No, no. Siempe lo he dejado ver, no lo he escondido.

-La colaboración de Los Chichos debe ser un momentazo…

-José: Son un mito. Ese bajar a la calle de crío cuando viene tu tito con el Seat 124 naranja, y que llevaba directamente el cassette de Los Chichos... Ellos son personas increíbles.

-Punky: A mí se me ponen los pelos de punta de pensarlo.

-¿Por qué ‘Al límite!’?

-José: Porque va todo al límite, por cómo cuelga todo de dos pinzas. Vivimos en la cuerda floja. Queremos soltarnos un poco, con cachondeo.

-Punky: El humor es clave. El que no tenga humor... ¡fuera!

-José: Con humor podemos decir cosas más duras. Sin él habría que ponerle al disco el mensaje de Parental Advisory.

-¿Qué esperan de este disco?

-Punky: Espero cobrar lo menos un millón por concierto y pegar el pelotazo (risas).

-José: Que la gente escuche el mensaje. Y si funciona, ¡encantado de ver a mi Punky con coche nuevo! Sabemos dónde estamos y cómo está la industria.

Temas

  • MÚSICA

Comentarios

Lea También