Los bulos más virales de este 28A

Miente que algo queda. Las imágenes manipuladas y los tuits con contenido falso para desacreditar a los candidatos y sus partidos han sido constantes en la campaña

EFE

Whatsapp
Unos de los WhatsApps que corren como la pólvora.

Unos de los WhatsApps que corren como la pólvora.

Estos son algunos de los bulos difundidos con más éxito en las redes sociales ante los comicios del próximo domingo:

«Pedro Sánchez reconoce el país catalán»

Una cuenta parodia de Twitter ha servido de instrumento para hacer creer que el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, se había referido a Cataluña como un país ajeno a España.

«@sanchezcasrejon» -que sustituye la «t» de «Castejón» por una «r»-, es el perfil utilizado para ilustrar una visita del jefe del Ejecutivo a Lleida con cuatro fotografías acompañadas por el texto «Gracias a todos y todas las catalanas, que me habéis hecho sentir como si estuviera en mi propio país. ¡Estupendos anfitriones!».
Este mensaje fue recibido con todo tipo de críticas e insultos, pero el texto original, en la cuenta oficial de Sánchez, era muy distinto: «Gracias a todos los que os habéis acercado, a los compañeros y compañeras del @lleidapsc, al alcalde @flarrosa, a @montseminguez y Víctor Orrit. ¡Estupendos anfitriones!».

«Pablo Casado bajará el salario mínimo»

En las últimas semanas han circulado en las redes interpretaciones de todo tipo sobre las supuestas intenciones del líder del PP, Pablo Casado, sobre el salario mínimo interprofesional (SMI). Se reavivaba así una polémica que surgió el pasado octubre, cuando el medio LibreDiarioDigital atribuyó al líder del PP una afirmación que nunca ha pronunciado: «Haré lo posible para impedir que el SMI suba a 900 euros».

Sin embargo, durante la campaña, ante reiteradas preguntas sobre si es partidario de revertir la subida del salario mínimo a 900 euros aprobada por el Ejecutivo de Sánchez, Casado ha negado que su intención sea bajar el SMI, sino que lo que hará será «convocar la mesa de negociación con sindicatos y patronal».

El presidente del PP tuvo que precisar su posición al respecto después de sus declaraciones a Onda Cero del pasado día 10, cuando afirmó: «Lo que haré es cumplir (...) la negociación a la que llegó el Gobierno con patronal y sindicatos: A 850 en el año 2020 y, además, respetando la subida que ya hicimos el año pasado de un 4 % y el anterior, un 8 %».

«Pedro Sánchez gobernará con una amigo de Maduro»

En otros casos, se manipula no ya con textos, sino con imágenes retocadas, como ocurrió con un montaje contra Sánchez en el que, en la práctica, resultó perjudicado el candidato de Unidas Podemos, Pablo Iglesias.

Ni Sánchez reconoció «el país catalán» ni Montero se reunió con Otegi ni Rivera saludó al estilo nazi

«Si votas a este (Sánchez), te gobernarán estos», rezaba un mensaje de advertencia ilustrado con una foto del candidato socialista junto a imágenes de Iglesias, el expresident de la Generalitat Carles Puigdemont y el líder de EH Bildu, Arnaldo Otegi.
La manipulación estaba en la foto de Iglesias: Mostraba un supuesto encuentro del secretario general de Podemos con el presidente venezolano, Nicolás Maduro, en el que ambos se estrechaban sonrientes la mano y que en realidad nunca existió. La imagen había sido retocada digitalmente para reemplazar con la cara de Iglesias la del ex presidente del Gobierno José Luis Rodríguez Zapatero, que fue quien se entrevistó con Maduro en el Palacio de Miraflores, en Caracas, en enero de 2017, cuando fue captada la fotografía original.

«Irene Montero conspira con abertzales y separatistas»

La portavoz parlamentaria de Unidos Podemos, Irene Montero, ha sido también víctima de un bulo en Twitter, red en la que se le ha atribuido su asistencia al encuentro que mantuvieron la semana pasada en Ginebra el coordinador general de EH Bildu, Arnaldo Otegi, y la secretaria general de ERC, Marta Rovira, que reside en Suiza desde que se fue de España, donde está procesada por rebelión.

En este caso, se identifica falsamente como Montero a la portavoz de ERC, Marta Vilalta, en una foto tomada en el vestíbulo de un hotel donde la dirigente independentista catalana aparece junto a Otegi y el diputado de Esquerra Joan Tardà.
Esta visita a Ginebra tuvo por objeto la firma de un «acuerdo estratégico» entre EH Bildu y ERC para actuar de forma coordinada en las Cortes que se constituirán tras las elecciones del domingo.

«Rivera saludó como un nazi»

En el caso del líder de Ciudadanos, Albert Rivera, han proliferado en las redes imágenes suyas celebrando  éxitos electorales en las que formaba con los dedos la «V» de la victoria, pero con el pulgar separado, lo que servía de excusa a quienes le acusaban de utilizar el saludo nazi en forma de «W», por la inicial de «Widerstand» (Resistencia, en alemán).

Con la misma intención ofensiva, ha reaparecido una imagen antigua de alguien a quien se identifica falsamente como Rivera cuando era adolescente y que saluda a la manera fascista, con el brazo en alto, junto a otro que exhibe el saludo nazi de la «W».
Esa fotografía lleva circulando varios años por la red y ya fue desmontada por diversos medios, pero ha vuelto a cobrar protagonismo en el proceso electora y hay un gran número de usuarios de Twitter que la comparten y dan por verídica.

Por si hubiera dudas, ya en 2013 se reveló la identidad real del adolescente que posaba brazo en alto. Era Juan Parejo, un dirigente del PP extremeño. Y él mismo lo explicó entonces, a través de su cuenta de Twitter: «Tuve una adolescencia difícil y, como a muchos chavales en este país, me manipularon».

Temas

Comentarios

Lea También