Este sitio web puede utilizar algunas "cookies" para mejorar su experiencia de navegación. Por favor, antes de continuar en nuestro sitio web, le recomendamos que lea la política de cookies.

Los vecinos de la plaza Catalunya de Reus y el Gepec llevarán ante la fiscalía la tala de los pinos

Denuncian presuntas irregularidades y ocultación de información por parte del Ayuntamiento en todo el proceso. Los residentes piden poder disponer de una segunda opinión que certifique que los dos árboles representan un peligro
Whatsapp
Un grupo de vecinos y representantes del Gepec frente a los pinos de la plaza Catalunya. Foto: F.G.

Un grupo de vecinos y representantes del Gepec frente a los pinos de la plaza Catalunya. Foto: F.G.

Los vecinos de la plaza Catalunya y miembros del Gepec han anunciado este miércoles que llevarán ante la fiscalía la tala de los pinos. Uno de los técnicos del grupo ecologista, Ramon Ferré, ha explicado que su intención es que el fiscal estudie el caso ante la posibilidad de que el Ayuntamiento de Reus haya cometido irregularidades en la tramitación de las obras y por la falta de información que ha existido en todo el proceso.

Desde el Gepec denuncian que en el pasado pleno municipal se presentó la propuesta de retirar los árboles de la plaza por motivos de seguridad "pero sin informar a los concejales de la existencia de un documento previo que ponía como condición la conservación de los centenarios pinos". Desde el grupo ecologista también afirman que "la ocultación de información a los ediles incluso podría suponer la anulación del pleno". Por todo ello, Ferré considera que las obras deberían quedar paralizadas hasta que no se resuelva toda esta polémica.

Por su parte, los vecinos de la plaza Catalunya reivindican que tienen derecho a poder consultar el nuevo informe que justifica la eliminación de los pinos por razones de seguridad y la posibilidad de presentar nuevas alegaciones. "Queremos tiempo para poder disponer de una segunda opinión por parte de un experto para conocer si, realmente, los pinos suponen un problema para la seguridad".

Mònica Pàmies es la presidenta de la comunidad de propietarios del número 2 de la plaza Catalunya y una de las residentes que se pregunta el motivo real que ha llevado al consistorio a modificar, en última instancia, su compromiso. Éste, ha subrayado, "figura en el escrito del proyecto de remodelación de la plaza". En este sentido, Pàmies recuerda que en 2014 presentaron varias alegaciones al proyecto pidiendo que los bancos de piedra y los dos pinos se mantuvieran intactos. Ambos puntos fueron aprobados. Además, subraya que hasta este el lunes, los trabajos se estaban realizando con la finalidad de conservar los árboles.

Más allá de las dudas planteadas por el proceso que ha llevado a cabo Ayuntamiento, los vecinos también consideran que ha demostrado "una gran falta de sensibilidad hacia parte del patrimonio de la ciudad". Además, los residentes, que han colgado varios carteles por toda la plaza denunciando la situación, ponen en duda la versión municipal porque los pinos nunca han amenazado con caerse por el efecto del viento.

Por su parte, desde el Ayuntamiento de Reus explicaban el martes en rueda de prensa que la decisión de retirar los dos árboles se adoptó una vez empezada la segunda fase de remodelación de las plaza y a consecuencia de un informe elaborado por los servicios técnicos municipales. Según explica el concejal de Urbanisme, Marc Arza, el documento concluye que su estabilidad está en riesgo «porque las raíces son demasiado superficiales en una ciudad donde el viento sopla con fuerza». 

Temas

Comentarios

Lea También