Este sitio web puede utilizar algunas "cookies" para mejorar su experiencia de navegación. Por favor, antes de continuar en nuestro sitio web, le recomendamos que lea la política de cookies.

Cuentos con segunda lectura

Letras. Concepció Torres, responsable de Pedagogia de la URV, destaca los valores cívicos que aporta la literatura infantil

EFE

Whatsapp
Foto: Gettyimages

Foto: Gettyimages

Los cuentos infantiles son una gran herramienta para fomentar el espíritu crítico de niños y jóvenes y por ello «algunos se deben reinterpretar», aconseja la doctora en pedagogía y escritora de literatura infantil Concepció Torres, que además es presidenta de la comisión de Deontología del Col·legi de Pedagogs de Catalunya y responsable de los estudios de Pedagogía de la Universitat Rovira i Virgili (URV). 

Como escritora de cuentos y pedagoga, Concepció Torres explica que el cuento «aporta muchos mensajes cívicos», en los que la imaginación «juega un papel esencial», y por ello «en ocasiones es necesario reinterpretarlos». 

Entre los mensaje que lanzan los cuentos, la autora cita algunos como que «los padres siempre tienen prisa, que a veces tenemos miedo de la oscuridad, que niños y niñas somos iguales, que tenemos que comer de todo, que antes de decir una cosa la debemos investigar bien, que nos gustan los abrazos, o que podemos ser felices con lo que tenemos alrededor». 

Los valores que transmiten ayudan a los jóvenes a encontrarse a sí mismos

Los mensajes, valores y actitudes que transmiten los personajes de los cuentos «son claves», porque «ayudan a los más jóvenes a encontrarse a sí mismos» y «se deben evaluar», según Torres. 

Tanto de los personajes como de la resolución de los conflictos que van apareciendo a lo largo de la trama «se aprenden comportamientos», añade la pedagoga. 

En relación al surgimiento de algunas voces que han decidido apartar cuentos tradicionales de las bibliotecas escolares porque transmiten mensajes sexistas, violentos o de desigualdad, Torres sentencia que «los ultras no hacen ningún favor a nadie». 

El valor positivo de los cuentos «depende de cómo se expliquen», ha afirmado la pedagoga, que añade que «se pueden hacer diez interpretaciones diferentes de los cuentos y lo importante es abrir la mente a varias posibilidades». 

En este sentido, Torres señala que explica una «versión diferente de la Caperucita Roja», en la que una abuela que «se inculpa» explica a los niños de cinco años que «por su culpa el lobo es siempre el malo de todos los cuentos». 

Educar en el sentido crítico es necesarios ya que ‘hemos evolucionado’

Según esta nueva versión, «el lobo feroz y la abuela tramaron asustar a Caperucita porque ella había entrado en la casa del lobo sin pedir permiso» y que el lobo «nunca se ha comido a ninguna niña».

Educar en el sentido crítico es «necesario», ya que «hemos evolucionado, pero no lo tenemos todo resuelto», según Concepció Torres, que cita que «los temas de género en adolescentes se habían trabajado, pero no lo suficiente como se está comprobando». 

En el año 2014, recibió el XXXII Premi Serra i Moret de los Premios Civismo de la Generalitat de Catalunya en la categoría de trabajo pedagógico por su obra Els contes, un valor per a la creativitat, en el que analiza el valor pedagógico de este género literario.

Temas

Comentarios

Lea También