Más de Tarragona

Detenidos por robar a repartidores comerciales

Son tres miembros de un grupo criminal que se les atribuye seis hurtos en distintas localidades, entre ellas Tarragona y Cambrils

ACN

Whatsapp
Primer plano de un móvil robado por la banda criminal en Terrassa. También operaban en el Camp de Tarragona. FOTO: ACN

Primer plano de un móvil robado por la banda criminal en Terrassa. También operaban en el Camp de Tarragona. FOTO: ACN

Los Mossos d’Esquadra detuvieron el pasado 30 de agosto tres hombres que formaban parte de una banda criminal que robaba a repartidores comerciales. Según un comunicado de la policía, a los arrestados, que son de nacionalidad peruana y tienen 31, 26 y 25 años, les atribuyen seis hurtos en Abrera, Cambrils, Tarragona, Roda de Bará, Ripoll y Terrassa.

La banda aprovechaba para robar a repartidores cuando bajaban del vehículo para hacer una entrega o una recogida y principalmente actuaba en polígonos industriales. La investigación comenzó a principios del mes de agosto a raíz de un hurto en una furgoneta de distribución en Abrera. Los detenidos han quedado en libertad con cargos tras pasar a disposición judicial en las últimas horas.

Gracias a las imágenes que los Mossos recuperaron del lugar donde se produjo el primer hurto, en Abrera, pudieron identificar los tres individuos de la banda. En la mayoría de los casos, sustraían los objetos de valor de furgonetas de reparto y mensajería mientras el conductor bajaba del vehículo para hacer una entrega o una recogida.

Una vez identificados los autores de los hurtos, la policía intensificó la vigilancia sobre el grupo, que habitualmente se desplazaba hasta polígonos industriales de toda Catalunya para buscar sus víctimas.

Finalmente, el pasado lunes los investigadores les detuvieron en un parking de Cornellà de Llobregat, cuando regresaban de cometer un hurto. En el registro del vehículo localizaron un teléfono sustraído a un repartidor en Terrassa que había sido escondido en una caja pegada con cinta aislante en el fuselaje del vehículo y diferentes piezas de ropa y gorras para cambiarse cada vez que cometían un delito. El móvil fue devuelto a su propietario.

Gracias a las tres detenciones se resolvieron seis hurtos cometidos por los arrestados en los municipios de Abrera, Cambrils, Tarragona, Roda de Bará, Ripoll y Terrassa. Los tres pasaron a disposición judicial y el juez instructor decretó libertad con cargos para todos ellos.

Temas

Comentarios

Lea También