Este sitio web puede utilizar algunas "cookies" para mejorar su experiencia de navegación. Por favor, antes de continuar en nuestro sitio web, le recomendamos que lea la política de cookies.

El 15% del suelo urbanizado de Tarragona está en zona inundable

El Col·legi Oficial de Geòlegs denuncia la existencia de un gran número de residencias y equipamientos en terrenos que, cada cien años, pueden verse anegados por el agua 

Octavi Saumell

Whatsapp
Mapa de riesgo de Tarragona

Mapa de riesgo de Tarragona

Las lluvias y las posteriores inundaciones de las últimas semanas han vuelto a poner sobre la mesa el debate sobre la preparación que tiene el territorio tarraconense para evitar que el agua gane espacio en los núcleos urbanos. El Barranc de Barenys o el acceso al barrio del Serrallo de Tarragona han sufrido de nuevo episodios preocupantes que han generado problemas de movilidad y desperfectos en la vía pública de la propia capital tarraconense y de Salou, mostrando imágenes más propias de otros tiempos que de pleno siglo XXI.  

Pero, ¿por qué pasa todo esto? El Col·legi Oficial de Geòlegs de Catalunya recuerda que el informe RISKAT, presentado en 2008, ya indicaba entonces que el 15% del suelo urbanizado de Catalunya se encuentra en zona inundable. «Son áreas donde las edificaciones ya estaban construidas antes de la normativa actualmente vigente», resalta el vicepresidente del Col·legi de Geòlegs, Xavier Cuello. 

Cuello añade, asimismo, que «la principal debilidad en la buena gestión de estos riesgos naturales la encontramos en los errores o en la falta de decisiones adecuadas, ya que durante muchas décadas no se consideró ni en la planificación territorial ni en el urbanismo ni en la exposición al riesgo», y lamenta que «se sigue urbanizando y construyendo en zonas conocidas como inundables y cartografiadas como tales».  

En esta línea, todas las fuentes consultadas señalan que, una década después, este porcentaje sería ahora un poco inferior. Pese a ello, el volumen de terreno urbanizado sigue siendo importante debido a la poca planificación del franquismo para instalar viviendas, equipamientos y barrios y ciudades enteros en zonas que potencialmente pueden ser inundables en menos de un siglo, en gran parte debido al desarrollo industrial y el boom turístico de la década de los sesenta, que provocaron la construcción indiscriminada durante la dictadura.  

«No debería sorprendernos»

De hecho, en el mapa de Protecció Civil de Catalunya –que puede consultarse en la página web de la Generalitat– se descubren las zonas potencialmente inundables de la provincia de Tarragona. En las capas relativas a los espacios que pueden ser tomados por el agua una vez cada siglo –elaboradas por la Agència Catalana de l’Aigua (ACA)– destacan instalaciones de la importancia del Complex Educatiu de Tarragona, construido en 1956, así como el entorno de una parte del Parc del Francolí y polígonos industriales como el Entrevies o parte de la refinería de Repsol y del polígono industrial de El Morell. También está en zonas inundables una vez por siglo el polígono industrial Taqsa –en La Canonja–, además de una gran parte del frente litoral de Salou.    

Xavier Cuello reconoce que el Camp de Tarragona y las Terres de l’Ebre son territorios especialmente complejos en el riesgo de inundación. «A estas alturas no debería sorprendernos la gota fría, con tormentas muy intensas en Catalunya, ya que entre las cabeceras y las desembocaduras hay poca distancia, con fuertes pendientes», afirma el especialista, quien recuerda que en Francia ya se están a empezando a reubicar algunas instalaciones. «Alguna cosa se debe hacer. Allí se hacen permutas, se trasladan equipamientos», afirma el representante de la entidad colegial.  

Comentarios

Lea También