Este sitio web puede utilizar algunas "cookies" para mejorar su experiencia de navegación. Por favor, antes de continuar en nuestro sitio web, le recomendamos que lea la política de cookies.

Tarragona POLÍTICA

El Comitè Local de CDC escoge a Albert Abelló como alcaldable

Los militantes deberán ratificar los resultados en la asamblea extraordinaria de la próxima semana
Whatsapp
Victòria Forns y Albert Abelló, ayer por la noche, en la sede de Convergència Democràtica. Foto: Lluís Milián

Victòria Forns y Albert Abelló, ayer por la noche, en la sede de Convergència Democràtica. Foto: Lluís Milián

Convergència Democràtica de Catalunya (CDC) apuesta por la revolución en la ciudad de Tarragona. El Comitè Local de la formación nacionalista escogió ayer como candidato de cara a las elecciones municipales del próximo 24 de mayo al presidente de la Cambra de Comerç, Albert Abelló, quien se impuso en las históricas votaciones primarias para decidir el alcaldable a la actual portavoz del grupo municipal de CiU en el Ayuntamiento de Tarragona, Victòria Forns.

Abelló, que no es militante, era la opción oficialista impulsada por parte de la dirección nacional del partido, y ayer venció a Forns por un estrecho margen de sólo cuatro votos: 16 a 12. De esta forma, el nombre del actual presidente del ente cameral será el que el Comitè Local presentará para que sea ratificado por parte de los 500 militantes en la asamblea extraordinaria que se llevará a cabo la próxima semana.

Empezar de cero

El hecho de que la dirección municipal del partido se haya decantado finalmente por Abelló y no por la continuidad de Forns significa que la formación quiere volver a empezar desde cero su proyecto en la Plaça de la Font, donde está en la oposición desde 2007.

Tal y como expuso en una entrevista publicada por el Diari el pasado 24 de diciembre, Abelló apuesta por renovar completamente la lista respecto a la que presentó la federación en 2011 con «personas que no han estado nunca en política». En este sentido, el presidente cameral apostaría por «una nueva forma de hacer política, sin políticos», a la vez que puso sobre la mesa la posibilidad de romper el pacto con Unió Democràtica y acercarse mucho más a Esquerra Republicana, con quien «me encantaría hacer una lista unitaria».

Estas palabras fueron ratificadas la pasada semana por parte del coordinador general de CDC, Josep Rull, quien aseguró que «en el partido tenemos gente muy válida, pero ha llegado la hora de abrirse a la sociedad civil».

Ayer, Abelló no quiso hablar sobre la futura lista, sino que se limitó a manifestar su voluntad para «configurar un proyecto ambicioso para ganar las elecciones», a la vez que expuso su «ilusión» porque el Comitè Local «ha apostado por la valentía». Asimismo, el candidato de la ejecutiva local remarcó que CDC «se ha dado una ducha de democracia interna» y valoró el hecho de que los resultados obtenidos «eran previsibles, ya que para mucha gente de CDC aún soy un extraño». Pese a ello, Abelló está convencido de que la asamblea de afiliados ratificará su candidatura y que, entonces, «dimitiré de la Cambra, ya que son dos actividades completamente incompatibles».

‘El fracaso era rendirse’

Por su parte, Victòria Forns se mostró «orgullosa del trabajo realizado a lo largo de los últimos años» y, lejos de mostrarse decepcionada por los resultados, aseguró que «el fracaso era rendirse. Para nosotros ya ha sido todo un éxito la tenacidad que hemos tenido para poder llegar hasta esta votación». Forns reivindicó que no formará parte de la candidatura de Abelló «porque este no es mi proyecto».

Se da la circunstancia de que Forns había obtenido el aval de hasta 23 miembros del Comitè Local para presentar su candidatura. Pese a ello, ayer once de estas personas finalmente no la apoyaron. «No me siento ni decepcionada ni traicionada, sino muy apoyada por parte del grupo municipal y de los militantes», remarcó, a la vez que reconoció que «era consciente de que no ser la candidata oficialista tenía un punto de desventaja. Sabía a lo que me exponía y me voy muy orgullosa de ello», remarcó.

Forns manifestó que, a corto plazo, acabará el mandato municipal (que finaliza el 24 de mayo) así como la legislatura en el Parlament de Catalunya (que acaba el 27 de septiembre) y que, de cara al futuro, - y siempre en caso de que la asamblea de militantes ratifique la candidatura de Abelló- «volveré a la docencia en la universidad, que es mi gran pasión», así como a involucrarse en «las entidades sociales», como hizo en el pasado con Càritas.

Temas

  • TARRAGONA

Comentarios

Lea También