Este sitio web puede utilizar algunas "cookies" para mejorar su experiencia de navegación. Por favor, antes de continuar en nuestro sitio web, le recomendamos que lea la política de cookies.

Más de Tarragona

El Consistorio da marcha atrás y no derribará la plataforma del Miracle

El objetivo municipal sería que se construyera una pasarela que uniera el espacio con el Amfiteatre
Whatsapp
La polémica plataforma inaugurada en 2001 está cerrada al público desde el 3 de julio de 2013. Foto: Lluís Milián

La polémica plataforma inaugurada en 2001 está cerrada al público desde el 3 de julio de 2013. Foto: Lluís Milián

El Ayuntamiento de Tarragona cambia de rumbo y, finalmente, no derribará la plataforma del Miracle. Así lo aseguró en declaraciones al Diari el concejal de Urbanisme, Josep Maria Milà (PSC), quien considera que «la estructura está preparada para aguantar», por lo que es partidario de mantenerla «y reformarla para que sea utilizable».

El máximo responsable del área de Territori quiere dar al espacio un aire menos duro, pero no eliminaría la estructura. «Derribarla costaría mucho dinero y no sabemos qué haríamos allí. Debe dársele un carácter más amable con todo el conjunto», explica el responsable socialista.

Dos años cerrada

Precisamente, el pasado 3 de julio se cumplieron dos años desde que el Ayuntamiento de Tarragona, siguiendo la recomendación del departamento de Costas del Estado, clausuró la plataforma de la Platja del Miracle por razones de seguridad. En aquel momento, se adujo que la falta de mantenimiento había propiciado la degradación del espacio hasta hacerlo peligroso al tránsito de peatones: baldosas en mal estado, barandillas astilladas, desniveles, huecos en el pavimento... Toda una serie de trampas para el viandante que podían provocar accidentes. De hecho, llegaron a causar alguno, lo que en parte precipitó la decisión del cierre coincidiendo con el Concurs de Focs Artificials.

Pocos días después, sin embargo, el Ayuntamiento anunció que la Oficina de Projectes ya tenía solución para la plataforma: un ambicioso proyecto de desmantelarla parcialmente –reaprovechando los materiales que se generasen y minimizando los escombros– y reconvertirla en parque de energías renovables. Un proyecto que, según se vendió entonces, estaba notablemente avanzado y la intención era poder estrenarlo en 2017, previsión que ahora ya nadie se atreve a repetir.

Conexión con el Balcó

Ahora, Milà asegura que aquel documento elaborado por parte de los técnicos municipales «nos servirá como de base» para decidir el uso definitivo que se dará al emplazamiento. En este sentido, el edil socialista avanza que el equipo de gobierno escogerá la «posibilidad más realista», si bien reiteró «que justo ahora estamos empezando a valorar las posibilidades».

De todas formas, el objetivo de la administración municipal es mejorar la conexión entre la ciudad y la playa, por lo que el nuevo edil se ha marcado como una «prioridad» contruir la pasarela que una la plataforma del Miracle con el Amfiteatre. «Aunque sácaremos el tren del litoral, seguiríamos teniendo el mismo problema: los 29 metros de desnivel que hay desde el Balcó del Mediterrani», señala Milà, por lo que se muestra partidario de que el Consistorio lleve a cabo una doble vía: por una parte, reformar la actual estructura inaugurada en 2001 y, por otra, conectarla con el monumento, en una construcción parecida a la que se hará en la estación de trenes.

 

Temas

  • TARRAGONA

Comentarios

Lea También