Más de Tarragona

Tarragona Educación

La escuela de Sant Salvador le rapea al coronavirus

Los 58 alumnos de cuarto de primaria ponen música a lo que saben de la pandemia

Norian Muñoz

Whatsapp
La escuela de Sant Salvador le rapea al coronavirus

La escuela de Sant Salvador le rapea al coronavirus

Si el final del curso pasado fue el del confinamiento, el principio de este ha sido el de la distancia de seguridad, la mascarilla, el lavado de manos... Y la incertidumbre.

Así lo vivieron los alumnos de cuarto de primaria de la Escola de Sant Salvador y así lo entendieron sus profesores, que decidieron aprovechar todas las dudas y miedos que tenían respecto a la Covid-19 para ponerse a trabajar.
Desde que se iniciaron las clases empezaron a investigar sobre cómo funcionan el sistema circulatorio y el respiratorio, los más afectados por el virus. Revisaron radiografías reales, se auscultaron el corazón y hasta crearon una maqueta con unos pulmones hechos con globos.

El interés les llevó, además, a ver cómo funciona una célula, para lo cual emplearon células de cebolla que vieron en un microscopio y luego, gracias a una aplicación, en una tablet en tres dimensiones. Investigaron sobre lo que es un virus y cómo funcionan las vacunas.

De primera mano

Pero tal vez el momento que más marcó al grupo de 58 estudiantes fue el poder hacer una entrevista telemática con una enfermera que se encarga del cuidado de personas infectadas, quien les ayudó no solo a resolver sus dudas, sino que les animó a realizar una campaña para concienciar a la escuela y al barrio sobre la importancia de seguir las medidas sanitarias.
Los niños, con todo lo que habían aprendido, elaboraron infografías, crearon un lapbook (un libro de cartulina que se utiliza para presentar la información acerca de un tema) y hasta hicieron un informativo.

No obstante la actividad que más les motivó, sin duda, fue la propuesta de crear un rap contra el coronavirus. Cada una de las cuatro clases se puso a trabajar en algunas de las estrofas con la ayuda de los profesores de catalán.

La letra es fiel reflejo de los sentimientos que les acompañaron durante el confinamiento. «En todas partes escuchamos noticias malas y tristes, pero nosotros hemos querido darles la vuelta», cantan en una de la estrofas. Aunque también se acuerdan de que «nos quedamos encerrados en casa y nos aburrimos porque no podíamos jugar en la plaza», o de que no podían ver a la familia más que por videollamada. Eso sí, dicen que la situación les ha enseñado a ver «que todo pasa».

Y le pusieron música

En un barrio donde la inmigración tiene un peso muy importante, los niños describen con sus propias palabras lo que está pasando y hablan hasta de la famosa «curva» epidemiológica.
Al final tienen, cómo no, un mensaje para todo el personal sanitario, de quienes dicen son los que «nos están salvando».
Gracias al trabajo del profesor de música le pusieron melodía, lo grabaron y lo subieron a YouTube, donde ya se puede verse el resultado.

Los profesores comentan que los niños desde el comienzo de curso llegaron muy concienciados sobre la importancia de seguir las medidas sanitarias, pero este proyecto multidisciplinar les ha hecho entenderlas mejor y ser más proactivos a la hora de hacer que se cumplan en su entorno.

Comentarios

Lea También