Ricomà: «Es una aberración que las mercancías peligrosas pasen por donde hay la gente»

Universidad, Port, AEQT y el sector turístico se suman a la reivindicación por una vía segregada

NÚRIA RIU

Whatsapp
Se calcula que el tráfico de convoyes de mercancías se multiplicará por 2,5 con el corredor. FOTO: PERE FERRÉ

Se calcula que el tráfico de convoyes de mercancías se multiplicará por 2,5 con el corredor. FOTO: PERE FERRÉ

La reivindicación para el desvío de los trenes de mercancías llegará hoy al Palau de Congressos, en un acto en el que la universidad, el sector turístico, la AEQT y el Port de Tarragona cerrarán filas junto a la administración para conseguir que este proyecto siga adelante. El encuentro, organizado por el Ayuntamiento de Tarragona junto con la plataforma Mercaderies per l’Interior, contará también con la participación de la Associació per a la Promoció del Transport Públic (PTP), con una clara vocación de «explicar» a la ciudadanía las afectaciones que comportará sobre la población el actual modelo ferroviario.

«Es una aberración que las mercancías peligrosas tengan que pasar por donde hay más densidad de población», lamenta el alcalde de Tarragona, Pau Ricomà. El máximo responsable municipal ha convertido esto en uno de sus caballos de batalla. Exige que el Gobierno Central tire adelante la construcción de una doble plataforma segregada, que pase por el interior, alejada de los principales núcleos de población. «Si el trazado tuviera que hacerse de nuevo, no podría hacerse, porque las normas de Seveso no lo permitirían», argumenta.

La seguridad es uno de los «puntos clave» que la plataforma Mercaderies per l’Interior ha expuesto delante organismos como el Defensor del Pueblo para buscar una solución definitiva. Al respecto, el alcalde valora que el apoyo de organismos como el Port de Tarragona y la patronal de la industria química es «fundamental» para buscar una solución más allá del tercer carril. Ricomà es crítico con el ancho mixto. «Es un invento Hispano, que ha generado muchos problemas y hemos visto que todo lo que nos explicaron en su día: que era una cosa sencilla, barata y fácilmente reversible, es falso».

Esta semana el lobby empresarial Ferrmed presentaba un estudio en el que se situaba el binomio Barcelona-Tarragona como el primer gran hub logístico e industrial del Estado y el octavo en Europa. «En cambio, parece como que las inversiones en Tarragona siempre tengan que ser low cost. Apaños baratos para salir del paso, con una incidencia sobre la salud de la población, la seguridad y el patrimonio que pueden cronificarse». El alcalde se muestra rotundo: «No es cuestión de cubrir un territorio con un corredor, sino que este sea seguro y esto debe ser prioritario». Por este motivo, exige que el Estado cumpla con «la inversión por capita que nos merecemos como segunda área metropolitana del país y como polo logístico importantísimo» ya que considera que, de lo contrario, «esto será un infierno».

Saturación de las vías

Según algunos cálculos, el tráfico de convoyes de mercancías se multiplicará en 2,5 cuando se ponga en marcha el Corredor del Mediterrani. Todos estos convoyes pasarán por la vía litoral. Por lo que una de las prioridades en los últimos meses ha sido buscar las complicidades de municipios como Altafulla, Torredembarra, Creixell, Roda de Berà y El Vendrell, que también se verán afectados. A esta alianza se sumaban también los alcaldes de Reus, Vila-seca, Salou y Cambrils, además de la Generalitat, que también estará presente en la jornada representada por el secretario de Territori i Mobilitat, Isidre Gavín. El objetivo es que este compromiso territorial se plasme en un «frente común» en Madrid, para que esta reivindicación se vea reflejada en los Presupuestos Generales del Estado, y que «realmente haya una voluntad inversora» que permita segregar los tráficos, sin que el incremento del tráfico de mercancías comprometa el servicio sobre los pasajeros, a causa de una saturación de la línea. «Solo así podrá aumentarse el transporte ferroviario desde Reus a Tarragona y con Barcelona, ya que sino será imposible tener unos horarios y un servicio normal», añade Ricomà.

El transporte público presenta muchos déficits en el Camp de Tarragona y la cifra de viajeros, muy por debajo de la media catalana, lo demuestran. Para el alcalde esto responde a que «durante dos décadas se han tomado decisiones alrededor de las infraestructuras que han acabado siendo un verdadero caos». La construcción de una nueva estación intermodal, junto con el tren-tram y la segregación del tráfico de pasajeros con las mercancías son algunas de las principales reivindicaciones del territorio. La solución definitiva para este ultimo tema no será a corto plazo. El Ministerio de Transportes, Movilidad y Agenda Urbana ha adjudicado el estudio para una mejor «vertebración» del sistema ferroviario, en el que se plantearán las diferentes alternativas de trazado. Con todo, se trata de un estudio de viabilidad que después deberá convertirse en un estudio informativo, y que exigirá estudios medioambientales, expropiaciones y un largo etcétera de trámites. Según los primeros cálculos, el escenario «más optimista» sitúa en nueve años el tiempo necesario para construir esta nueva infraestructura. «Debemos hacer todo lo posible para conseguirlo. Si todos los partidos del territorio coincidimos, debemos conseguir que esto llegue al Congreso y que haya una determinación en los presupuestos», sigue explicando el alcalde. Asimismo, este considera que los fondos Next Generation para la recuperación económica «ofrecen una oportunidad» para «arreglar este desbarajuste».

Finalmente, la jornada también quiere ser una oportunidad para «explicarnos» delante de la ciudadanía y que este se convierta en el gran tema de ciudad de cara a los próximos años. La cita es hoy a partir de las 19 horas.

Temas

Comentarios

Lea También