Este sitio web puede utilizar algunas "cookies" para mejorar su experiencia de navegación. Por favor, antes de continuar en nuestro sitio web, le recomendamos que lea la política de cookies.

Un semáforo, entre las Teresianes y Carmelites

Es la solución que se ha adoptado para que los niños puedan ir de un centro al otro, sin construir una pasarela elevada

REDACCIÓN

Whatsapp
El centro solicitó la construcción de una pasarela elevada, que no pudo ponerse porque es un edificio protegido. FOTO:  PERE FERRÉ/DT

El centro solicitó la construcción de una pasarela elevada, que no pudo ponerse porque es un edificio protegido. FOTO: PERE FERRÉ/DT

La Comissió Informativa de Territori del Ayuntamiento de Tarragona celebrada el viernes informó favorablemente sobre la propuesta de autorizar la instalación de un semáforo en la calle August. En concreto, se ubicará en el tramo comprendido entre la calle Assalt y la calle Ixat, donde actualmente hay el paso de peatones.

El nuevo elemento semafórico se instalará con el objetivo de garantizar la seguridad de los escolares del Col·legi de les Teresianes, cuando diariamente cruzan la calle para ir al patio de los Carmelites.

El concejal de Territori, Xavier Puig, manifestó que «el semáforo funcionará mediante unos pulsadores ubicados en el interior de ambos edificios, que lo activarán según las necesidades del alumnado; por lo tanto, no será un semáforo por los usuarios de la calle puesto que el paso de peatones seguirá como en la actualidad».

Según lo acordado, el coste económico del semáforo y el mantenimiento de la instalación irá a cargo del Col·legi de les Teresianes, puesto que se trata de una actuación privada.

Hay que recordar que el pasado mes de julio el plenario del Ayuntamiento desestimó el proyecto de pasarela para unir, por encima de la calle August, las Teresianes con el convento de los Carmelites. La solicitud se desactivó puesto que los técnicos municipales lo informaron desfavorablemente porque el edificio de las Teresianes está catalogado como Bé Cultural d’Interès Local y está protegido.

Como medida provisional, en julio se instaló en la calle August un badén y un paso de peatones que rebajaron la velocidad de los vehículos. Ahora, con la autorización de instalar este semáforo, el Ayuntamiento considera que se reforzará y se dará una alternativa más segura para el alumnado cuando se desplace en el patio de los Carmelitas.

Temas

Comentarios

Lea También