Este sitio web puede utilizar algunas "cookies" para mejorar su experiencia de navegación. Por favor, antes de continuar en nuestro sitio web, le recomendamos que lea la política de cookies.

Unión vecinal para salvar la biblioteca de Torreforta

Los vecinos de este barrio de Ponent hacen frente común para preparar nuevas acciones y defender el Centre Cívic

LAURA ROVIRA

Whatsapp
Vecinos y usuarios se reunieron para defender la biblioteca de Torreforta.  FOTO: PERE FERRÉ

Vecinos y usuarios se reunieron para defender la biblioteca de Torreforta. FOTO: PERE FERRÉ

El Centre Cívic de Torreforta volvió a ser el lugar y la causa de una reunión vecinal en la que los usuarios de su biblioteca decidieron unir fuerzas para conseguir unas mejoras necesarias de estas instalaciones que llevan años siendo ignoradas. «Nos quieren hacer creer que somos unos inútiles y que no somos capaces de luchar por nuestro barrio», criticaba Manuel Martín Bravo, uno de los improvisados líderes de un movimiento vecinal que ha dicho basta.

El Centre Cívic es el epicentro de Torreforta y uno de los lugares donde más actividad se genera y en el que los niños y jóvenes pueden encontrar un espacio para divertirse, estudiar o simplemente sentirse libres para hacer aquello que quieran y compartirlo con amigos. «El centro y la biblioteca ayudan a los niños a concienciarse y también a desarrollar una vida social sana», comentaba una de las madres presentes en la reunión, que además añadía: «Tanto pequeños como mayores se contagian las ganas de estudiar y eso es algo muy importante y que vale la pena preservar».

Entre los asistentes, se encontraba Rubén Viñales, representante de Ciudadanos, quién prometió hacer todo lo posible para que este tema se tratase en el próximo pleno, algo que los vecinos reclaman hace tiempo. «Debería venir un representante del Ayuntamiento una vez al mes para hacer un seguimiento y escucharnos, pero solo les importamos en campaña electoral», expresaba otra de las asistentes a esta pequeña asamblea.

Entre las primeras ideas y líneas de acción decididas en esta reunión se dio especial prioridad a trabajar conjuntamente y a unir esfuerzos entre todos los vecinos, vecinas o usuarios que quieran dignificar el Centre Cívic y así coger fuerza reivindicativa. El primer paso que decidieron tomar los vecinos fue la creación de un grupo de whatsapp para poder comunicarse entre todos y poner en común todas las ideas.

Más allá de la Plaça de la Font

Entre las propuestas surgidas también se mencionó la posibilidad de recoger firmas en diversos puntos del entorno, así como en colegios o institutos y realizar un redactado expresando sus reivindicaciones y las mejores exigidas para llevarlo al Ayuntamiento y demostrar que todo un barrio quiere ser escuchado. «Si nosotros no peleamos, nadie lo va a hacer», comentaba Bravo, quién añadía: «Si esta misma biblioteca estuviera en el centro de Tarragona, sería muy diferente. Nuestra ciudad va más allá de la Plaça de la Font», denunciaba. Este sentimiento de abandono era compartido por todos los asistentes que asentían con frustración.

Los vecinos pedirán que sea el próximo martes cuando el técnico perito visite la biblioteca para evaluar los desperfectos y así poder estar presentes, ya que el día concertado era el lunes y la biblioteca solo cuenta con actividad interna. «Esperamos que al Ayuntamiento se le caiga la cara de vergüenza y consigamos respuestas y un compromiso político de verdad», concluía Bravo.

Temas

Comentarios

Lea También