Para seguir toda la actualidad desde Tarragona, únete al Diari
Diari
Comercial
Nota Legal
  • Síguenos en:

Denuncia el robo de su gato por parte de la excompañera de piso en Tarragona

La denunciante pide colaboración ciudadana para recuperar a Bruno. Es un Scottish Fold, de color gris y tiene cinco meses

| Actualizado a 06 diciembre 2022 07:00
Se lee en minutos
Participa:
Para guardar el artículo tienes que navegar logueado/a. Puedes iniciar sesión en este enlace.
Comparte en:

Una mujer denunció el pasado miércoles ante los Mossos d’Esquadra el robo de su gato por parte, presuntamente, de su excompañera de piso. Ha pasado una semana desde que ocurrieron los hechos, y Ana –así es como llamaremos a la denunciante a partir de ahora– no sabe nada de su gato. «Tengo miedo de que le haya hecho alguna cosa con el único objetivo de hacerme daño a mí», explica Ana, desesperada.

Los problemas entre Ana y la denunciada –a partir de ahora María– empezaron hace dos meses cuando Ana llevó a casa un gato. «Éramos cuatro chicas que compartíamos piso en la calle Higini Anglès. Antes de tomar cualquier decisión, pregunté a mis compañeras de piso sobre la llegada de Bruno, el gato. Justamente, esa semana María estaba pasando unos días fuera de casa y no pensé en llamarla para comentarle. Al resto les pareció bien», explica Ana, quien sigue relatando que «cuando María volvió me dijo que era alérgica a los gatos. Le respondí que probara unos días y que, además, yo intentaría mantener la vivienda ventilada y tener al gato dentro de la habitación, mientras ella estuviera en casa».

A partir de aquí, la relación entre ambas empezó a torcerse. Según la denuncia, María cambió el carácter y no dirigía la palabra al resto de compañeras. En estas circunstancias, y teniendo en cuenta algún que otro problema de convivencia más, Ana le pidió que se fuera del piso dándole un mes de tiempo. Según la versión de la denunciante, tenían un contrato interno que contemplaba esta opción.

El día de los hechos

La fecha máxima marcada para que María se fuera del piso era el pasado miércoles. En la denuncia consta que, ese día, Ana se fue a trabajar poco antes de las siete y media de la mañana. Cerró su habitación con llave, dejando al gato dentro. A la una del mediodía, otra compañera llegaba al piso y notaba un olor muy fuerte, como a gas, en la cocina. «La nevera tenía un agujero y del microondas salían chispas», relata Ana.

Cuando Ana llegó a casa, sobre las 14.35 h, se fue directa a su habitación para ver si todo estaba en orden. Fue entonces cuando se dio cuenta de que la cerradura de su dormitorio estaba forzada y que no había ni rastro de Bruno. «Rápidamente fuimos a la habitación de María y vimos que no había nada de ella. Se había marchado. La llamamos, pero no contestaba», explica.

SOS

Ha pasado casi una semana de los hechos y Ana está desesperada. Puso la denuncia y ahora está pendiente del juicio, pero asegura que no puede esperar tanto sin saber cómo se encuentra su mascota. Por eso pide ayuda a la población. Bruno es un Scottish Fold, de color gris y lleva puesto un chip identificador. Tiene cinco meses. «Estoy muy preocupada y me gustaría que si alguien sabe alguna cosa se ponga en contacto con los Mossos», acaba la denunciante.

Comentarios
Multimedia Diari