Para seguir toda la actualidad desde Tarragona, únete al Diari
Diari
Comercial
Nota Legal
  • Síguenos en:

La gripe se adelanta y la bronquiolitis se dispara en Tarragona

No hay colapso pero sí más presión en CAP y hospitales. La influenza se dobla e inicia su pico epidémico un mes antes de lo normal. El VRS crece y se ensaña con niños de 0 a 4 años. También hay más Covid

| Actualizado a 24 noviembre 2022 07:00
Se lee en minutos
Participa:
Para guardar el artículo tienes que navegar logueado/a. Puedes iniciar sesión en este enlace.
Comparte en:

Ya impacta el primer otoño en el que la Covid, en buena medida dominada, convive con otras enfermedades respiratorias. Los casos de infecciones agudas se han disparado un 31% en la última semana en el Camp de Tarragona, al pasar de 3.423 a 4.483. Es más que los que había a estas alturas el año pasado (4.280), en un momento en que el coronavirus estaba controlado. En las Terres de l’Ebre el incremento es del 17% respecto a los últimos días, con 1.455 diagnósticos en Primaria, más que los que había en la misma semana del año pasado (1.343). La tasa de infecciones es la más alta a estas alturas de los últimos cuatro años, básicamente por la convivencia entre virus.

«En los próximos 10 o 15 días seguirá el aumento, que también tiene impacto hospitalario», sostiene Jordi Daniel, médico en el CAP de Salou y miembro de Camfic

Vayamos por partes. Los casos de gripe en Tarragona se han duplicado en dos semanas y quintuplican los de un año normal por estas fechas, incluidos los de la pandemia. En 2020 y 2021 la influenza permaneció en niveles muy bajos, prácticamente insignificantes, ante el predominio del SARS-CoV-2, así que la campaña que puede servir de referencia es la 2019-20. En comparación con ese ejercicio, el inicio del pico epidémico se ha adelantado aproximadamente un mes. Lo admite el propio Departament de Salut: «La incidencia estimada de gripe se ha duplicado. El aumento se registra principalmente en los menores de 14 años pero hay incrementos en todas las edades y parece el inicio de un pico epidémico que, de confirmarse la tendencia, sería muy precoz en relación con otras temporadas, tres o cuatro semanas antes». Los científicos de la unidad BIOCOM-SC, de la UPC, indican que «los datos del servicio de vigilancia epidemiológica muestran que la incidencia de enfermedades respiratorias agudas se encuentra muy por encima de lo que es habitual en estos momentos». La unidad detecta un motivo: «La subida, antes de lo que era habitual en prepandemia, de las bronquiolitis pediátricas por VRS».

«Repercusión en pediatría»

Establecen que desde la Covid, la subida del llamado virus sincitial se ha avanzado. El Departament de Salut confirma que la tasa de bronquiolitis sigue elevada y en ascenso, «superando el umbral epidémico muy alto», con un «aumento muy marcado especialmente en los menores de un año, en los que la incidencia ya es muy alta» y apunta a «una repercusión asistencial presumiblemente importante en el ámbito de la pediatría».

Jordi Daniel, médico en el CAP de Salou y miembro de la Societat Catalana de Medicina Familiar i Comunitària (CAMFiC), reconoce que «estamos viendo un incremento de infecciones respiratorias en adultos y niños y seguramente en los próximos 10 o 15 días seguirá ese aumento, que también es importante a nivel hospitalario».

El sistema se tensa en el primer otoño en el que el coronavirus convive con las otras infecciones

Daniel señala que «la bronquiolitis es una enfermedad vírica y lo más preocupante es cuando afecta al bebé. Puede ser una situación grave que requiere tratamiento». El doctor remarca que «en bebés o lactantes se necesita un traslado inmediato a los servicios de urgencias hospitalarias y en algunos casos incluso se precisa un ingreso en intensivos».

La tasa de bronquiolitis en niños de hasta cuatro años es de 383 casos por cada 100.000 habitantes en el Camp, similar al registro del año pasado (400), pero muy superior a un curso normal (87, en 2019-20). También la bronquiolitis se está avanzando varias semanas, a juzgar por lo que sucedía antes de la Covid.

Cuatro veces más contagios

En el Ebre, la tasa actual de bronquiolitis se ubica en 357 casos por cada 100.000 habitantes, cuatro veces más que el dato de 2019-20 (78). «Están subiendo todas las infecciones respiratorias, se nota la llegada repentina del frío. Hay más trabajo pero la situación no es de saturación, creemos que se tiene que complicar aún más», indica Dolors Faiges, de la comisión de primaria del Col·legi Oficial d’Infermeres i Infermers de Tarragona (Codita).

«Crecen todas las infecciones respiratorias. Se nota la llegada del frío», indica Dolors Faiges, vocal del Col·legi d’Infermeres i Infermers de Tarragona

A nivel hospitalario hay un aumento, pero al menos en Tarragona no hay colapso. «Estamos dando respuesta asistencial a la demanda que se va produciendo», indican desde el Joan XXIII.

Varios factores pueden influir en esta situación. «Estamos en un momento de vida comunitaria absolutamente normalizada y eso quiere decir que tendremos los picos epidémicos que había antes», indica Daniel. La atenuación de la pandemia también permite que los otros virus circulen con normalidad y afecten especialmente, por primera vez en años, a la población infantil. El 85% de los diagnósticos de bronquiolitis en la provincia en la última semana son de niños de 0 a 4 años.

Recomendaciones

El BIOCOM-SC añade que «la perspectiva es que el VRS aún tiene tendencia al alza, y otros virus también están generando subidas importantes en gripes y bronquitis entre niños». Estos investigadores recomiendan «ventilar, evitar lugares cerrados con aglomeraciones, limpiar manos, chupetes y juguetes» y recalcan que «hay que hacer todo lo posible para contener la propagación de los virus respiratorios entre los más pequeños para que el pico de contagios entre ellos llegue lo antes posible».

El 85% de los diagnósticos de bronquiolitis en Tarragona de la última semana son de niños de hasta cuatro años

A la ecuación hay que añadir la Covid. En Tarragona hay la mitad de casos a la semana que hace un año, si bien solo se realizan pruebas a los mayores de 60, por lo que puede haber un infradiagnóstico. Los ingresos han pasado en la provincia de 27 a 50 en esos siete días. No hay nadie en las UCI de Tarragona y solo 24 personas en toda Catalunya, una cifra muy estable en las últimas semanas.

Como en otras ocasiones, los expertos piden que los más vulnerables se protejan. «La mayoría de casos que vemos son leves. La mascarilla sigue siendo muy importante en pacientes con enfermedades pulmonares previas, en inmunodeprimidos o en personas mayores», señala Jordi Daniel.

Comentarios
Multimedia Diari