Para seguir toda la actualidad desde Tarragona, únete al Diari
Diari
Comercial
Nota Legal
  • Síguenos en:

Ricomà descarta los Consells

El alcalde anuncia que el gobierno municipal (ERC-Junts per Tarragona-CUP) deja para el próximo mandato la nueva ordenación de la ciudad ante la falta de acuerdo con el PSC

| Actualizado a 20 junio 2022 07:00
Se lee en minutos
Participa:
Para guardar el artículo tienes que navegar logueado/a. Puedes iniciar sesión en este enlace.
Comparte en:

Los Consells de Districte deberán esperar, como mínimo, hasta 2023. Así lo anuncia al Diari el alcalde de Tarragona, Pau Ricomà (ERC), quien reconoce que su principal promesa electoral de 2019 no se podrá poner en marcha durante este mandato ante la falta de acuerdo con el principal partido de la oposición, el PSC.

«La ley dice que el Consell debe presidirlo el partido con más votos en ese distrito. Y al PSC le tocarían dos, pero no han querido ayudar. Es un tema de ciudad, y si un partido que debe presidir dos no ayuda y juga a l’embolic no tiene ningún sentido aprobarlos porque si se crean deberán mantenerse, mande quien mande», indica el máximo representante municipal.

Después de negociar el reglamento y su puesta en marcha durante el primer tramo de mandato, la nueva ordenación territorial y administrativa de la ciudad ha sufrido dos importantes golpes. El primero fue en junio de 2021, tras el pacto de gobierno entre ERC, Junts per Tarragona y CUP. Hace un año, el pleno municipal vetó el redactado del reglamento, así como la creación de los organismos de participación ciudadana después de que el ejecutivo de la Plaça de la Font se quedará solo al intentar sacar adelante la medida. Ya el pasado mes de marzo, y pese a que Carla Aguilar (ECP) había tendido la mano para retomar las negociaciones, el gobierno de Ricomà «congeló» su principal apuesta de hace tres años, vaciando la partida económica tras dar de baja los 45.000 euros con los que contaba en el presupuesto. Desde entonces, la partida está a cero.

«¿Si los descarto hasta el próximo mandato? Creo que sí, y no por un tema de mayorías o minorías. Queríamos organizar de una manera formal las diferentes zonas de la ciudad para que pudieran tener más participación en los temas que les afectan. Serían una estructura muy ligera, creada en muchos municipios de Barcelona donde tradicionalmente ha gobernado el PSC. Aquí, en cambio, ha habido una obstaculización continua que no entiendo», lamentaba el alcalde este pasado viernes durante una entrevista con el Diari.

Informe previo

Según la propuesta que se quedó en el aire, el objetivo era dividir la ciudad en cinco Consells de Districte: Centre, Eixample, Llevant, Nord y Ponent. El centro histórico estaría formado por la Part Alta, los barrios marítimos –Port y Serrallo– y las calles Unió, Maria Cristina y las dos ramblas «por su rica vida sociocultural» y debido al hecho de que «es donde se concentran los componentes de la evolución histórica», según se afirmaba en el informe.

Por lo que se refiere al Eixample, este se iniciaría en la Plaça Imperial Tarraco y discurriría por la avenida Roma, President Companys y avenida Andorra para conectar con Torres Jordi, Vidal i Barraquer y República Argentina hasta llegar a la Avenida Catalunya, Tarragona II y la Oliva. Se concentraría así por la «fuerte dinamización socioeconómica que han generado las nuevas centralidades comerciales, financieras e institucionales». Por lo que se refiere a Ponent, este se mantiene igual que ahora –como Llevant–, mientras que el Nord sería para Sant Pere i Sant Pau, Sant Salvador y Sant Ramon, ya que son «zonas residenciales que deben luchar constantemente por una visión propia y no periférica de la ciudad», se recalcaba en el estudio municipal preliminar.

El PSC quiere 11 distritos

El PSC, sin embargo, no avala la propuesta que se indica en el reglamento. De hecho, los socialistas presentaron una enmienda a la totalidad durante el proceso de negociación, enfatizando la necesidad de que la división no sea en cinco distritos, sino en once. «Estos son los que ya existen a nivel electoral, no estamos inventando nada», se afirmó hace meses desde el principal partido del Saló de Plens. Asimismo, el PSC también quiere cambiar el nombre para que los sectores se denominen «Consells de Barri».

La petición de ampliar el número de distritos no convence, para nada, al alcalde. «No tiene ningún sentido. No queremos muchos pequeños reinos de taifas. Deben tener homogeneidad geográfica y complementariedad de servicios como escuelas, CAPs, etc... Así lo tienen ciudades como Sabadell o Terrassa. Es una lástima, pero de todas formas llevaremos la propuesta en nuestro programa electoral para el próximo mandato porque consideramos que será bueno para la ciudad y para poder escuchar a la gente», indica un Pau Ricomà que, de esta forma, ya descarta poder aprobar los Consells de Districte antes de las Municipales de 2023.

Comentarios
Multimedia Diari