Whatsapp Diari de Tarragona
  • Para seguir toda la actualidad desde Tarragona, únete al Diari
    Secciones
    Canales
    Diari
    Comercial
    Nota Legal
    • Síguenos en:

    Un paso adelante para desmontar la plataforma del Miracle

    Se han iniciado conversaciones con el Port de Tarragona para la reutilización de los materiales para la ampliación del Moll de Balears. El objetivo es iniciar las obras en octubre

    19 febrero 2023 19:24 | Actualizado a 19 febrero 2023 20:34
    Se lee en minutos
    Participa:
    Para guardar el artículo tienes que navegar logueado/a. Puedes iniciar sesión en este enlace.
    Comparte en:

    El proceso para el desmontaje del mamotreto de hormigón de la playa del Miracle está en marcha. El Ayuntamiento de Tarragona adjudicó el pasado 10 de enero el proyecto para la redacción de esta fase previa, que es la que debe permitir el inicio de las obras, que según el cronograma actual se pondrán en marcha a lo largo del otoño.

    La empresa reusense Infra-Tech Engineering SL ha sido la seleccionada para hacerse cargo de la redacción del proyecto, teniendo en cuenta que al tratarse de una intervención que no alcanza los 15.000 euros se ha adjudicado como un contrato menor.

    Según el pliego de cláusulas, ahora se abre un periodo de dos meses en los que esta sociedad deberá definir cómo se hará la demolición de dicha estructura, de acuerdo con las condiciones fijadas en las bases técnicas. «Es una parte relativamente sencilla porque en buena parte ya se hizo a nivel interno de la casa», explica el concejal de Territori, Xavier Puig. El presupuesto para la redacción del proyecto es de 5.990 euros a los que hay que sumar otros 1.257,90 en concepto de IVA, de forma que la inversión asciende a 7.247,90 euros.

    En los aspectos técnicos se especifica que el proyecto que ahora debe redactarse propondrá una solución para el desmontaje de la estructura, con un importe máximo estimado de las obras por valor de 350.000 euros (sin IVA).

    Los trabajos de demolición afectan al conjunto de la plataforma, con la excepción de los dos módulos que utiliza Creu Roja y el servicio municipal de limpieza. En ambos casos deberá estudiarse su inclusión en el entorno, con un elemento de cubierta para generar sombra para los socorristas, en el primer caso, y la supresión de la escalera de acceso a la cubierta y la mejora del interior y de los baños, en el segundo, para que no sean víctimas del vandalismo.

    El importe estimado del desmontaje de la estructura se sitúa en unos 350.000 euros

    El proyecto también deberá contemplar medidas de fomento de la economía circular, para la valorización de los materiales procedentes del desmontaje. En este sentido, hay que tener en cuenta que la estructura está formada por cuatro traviesas longitudinales de grandes dimensiones, que se construyeron in situ a partir de hormigón armado y que están trabadas con otras 597 vigas de 7,5 metros de longitud, de forma perpendicular.

    Al respecto, el Ayuntamiento y la Autoritat Portuària ya han iniciado conversaciones para que el enclave tarraconense pueda quedarse con estos materiales de cara a una futura ampliación del Moll de Balears. Así lo avanzó el presidente del organismo portuario, Saül Garreta, en una entrevista a Tarragona Ràdio. Garreta aseguró que «técnicamente es factible y tiene mucho sentido aprovechar esta runa en lugar de llevarla a otras zonas, con lo que implica medioambientalmente un transporte de estas características». Puig considera que «es una muy buena noticia» ya que «está muy cerca y facilita que pueda producirse la circularidad de los materiales, de forma que salimos ganando todos». Y es que, en total son unas 7.200 toneladas de hormigón armado que podrían transportarse a escasos metros de su ubicación actual.

    De acuerdo con el calendario, entre los meses de abril y mayo el Ayuntamiento de Tarragona dispondrá de este proyecto, de forma que podrá procederse a la licitación de las obras, que se financiarán con los fondos Next Generation. Con Medi Ambient se pactó que estas empezarían en octubre, teniendo en cuenta que ya habrá finalizado la temporada de playas.

    En la fase inicial también deberá preverse la protección de los pavimentos actuales y la reposición de los daños como consecuencia de los trabajos de demolición. Esto permitirá generar una nueva ‘plaza’ de unos 6.500 metros cuadrados de superficie en la que se instalará nueva iluminación con tecnología led y se plantarán árboles y vegetación, con especies autóctonas y de baja demanda hídrica. De esta forma, desaparecerá el aparcamiento y se generará una primera zona verde.

    Puig recuerda que «en paralelo deberá hacerse un proyecto para la renaturalización de aquel entorno». Este es el que entrará a definir los detalles sobre cómo quedará esta zona privilegiada, en primera línea de mar. «Esta parte es la qué nos dirá qué se hace después, sin embargo, los ingredientes son que haya árboles, dunas, bancos y caminos». Esta parte se abordará «el próximo mandato». Pese a ello, el tercer teniente de alcalde valora que «es importante que cuando tiremos esto adelante empiece a redactarse el proyecto definitivo y que ambos dialoguen, para evitar que cuando tengamos aquello despejado tardemos 25 años en tener la zona verde».

    Otra de las actuaciones que se priorizará en este entorno ese la continuidad del carril bici existente desde la playa del Miracle, con el Passeig Rafael de Casanova. En este caso, el proyecto también dispone de la financiación, a través de los Next Generation, de forma que debe ser una realidad en 2025. Esto supondrá que el tráfico rodado pierda un sentido de circulación.

    Comentarios
    Multimedia Diari