Más de Deportes

Deportes Maratón

Ayam Lamdassem roza la gloria olímpica

El español finalizó quinto en el show histórico de Eliud Kipchoge

IGNACIO TYLKO

Whatsapp
Ayam Lamdassem finalizó en la quinta posición de Maratón. FOTO: EFE

Ayam Lamdassem finalizó en la quinta posición de Maratón. FOTO: EFE

Ayad Landassem cerró la destacada actuación del atletismo español en los Juegos con una quinta plaza en el maratón olímpico. Eliud Kipchoge, plusmarquista mundial de la distancia, fue claro vencedor con 2.08.38, mientras Landassem finalizó con 2.10.16, de nuevo muy cerca de las medallas que tanto se han resistido al equipo de atletismo nacional y siguiendo esa tónica de perderlas por segundos. Esta vez, al maratoniano le sobraron 16, la distancia que le separó del belga Abdi, tercero en la meta. Salvo Ana Peleteiro, que se hizo con el bronce en triple salto, el resto de opciones han sido esquivas, con hasta cuatro cuartos puestos, tres quintos y dos sextos.

A esta lista se ha sumado el maratoniano ilerdense, que camino de los 40 años y tras mil batallas en el cross -siete veces campeón de España- y en la ruta, vive su mejor momento profesional. En diciembre batió el récord nacional de la distancia con 2.06.35 y desde entonces ha preparado con mimo su tercera presencia olímpica, después de haber competido en Pekín y Londres en 10.000 metros. «La pandemia me ha beneficiado porque he podido descansar», explicaba antes de viajar a Tokio.

El descanso, la clave

En lugar del ajetreo clásico por las carreras de campo a través y los compromisos en ruta, Landassem se quedó en casa con su mujer y sus hijos y su cuerpo lo agradeció. «Me he dedicado a entrenar y a descansar». Este año ha seguido con el mismo plan, y el pupilo de Antonio Cánovas ha acudido a Mallorca y a Lyon para trabajar de cara al maratón olímpico, al que aseguraba llegar en su mejor momento y con el objetivo de «quedar entre los ocho primeros», algo que ha cumplido con creces.

Porque Ayam Landassem estuvo en la pelea por las medallas hasta el final de los 42,195 kilómetros. Kipchoge, una de las grandes estrellas del atletismo mundial, se marchó a por el oro cuando quiso, y quedaron cuatro atletas por detrás en los kilómetros finales de la prueba disputada en Sapporo. Abdi Nageeye, Bashir Abdi y Lawrence Cherono eran sus acompañantes después de que cedieran el japonés Osako, el tanzano Simbu y el estadounidense Rupp. Pero en los mil metros finales, el ilerdense comenzó a sufrir y ofrecía malas sensaciones por primera vez.

Y cuando los cuatro afrontaron la recta de meta, cedió ante el empuje de Abdi Nageeye para quedar descolgado y terminar finalmente quinto, un gran puesto de finalista que recompensa el trabajo de este veterano fondista que ha estado en la vanguardia del fondo español desde que en 2002 decidió escapar de una concentración de Marruecos en Santiago de Compostela y afincarse en Lleida, donde obtuvo la nacionalidad y donde reside con su familia y su entrenador siempre cerca.

Respecto a los otros dos españoles, Dani Mateo fue a más en el tramo final y termino en el puesto 21, con un crono de 2.15.21, mientras que Javi Guerra estuvo por debajo de lo esperado y llegó en el puesto 33, con un tiempo de 2.16.42, a más de ocho minutos del ganador, el plusmarquista mundial Eliud Kipchoge, que honró con su presencia y su victoria al maratón olímpico.

Temas

Comentarios

Lea También