Este sitio web puede utilizar algunas "cookies" para mejorar su experiencia de navegación. Por favor, antes de continuar en nuestro sitio web, le recomendamos que lea la política de cookies.

Deportes Altos y bajos

Javier Simón: «La segunda vuelta ha sido muy dura’

El presidente del Handbol Amposta analiza la temporada del primer equipo que finalmente ha logrado el reto de la permanencia

V. Maigí

Whatsapp
Imagen de archivo del presidente del Handbol Amposta Javier Simón. FOTO: joan revillas

Imagen de archivo del presidente del Handbol Amposta Javier Simón. FOTO: joan revillas

El Handbol Amposta-Lagrama ha vivido una temporada con dos momentos muy diferenciados, aunque al final pudo conseguir el objetivo de la permanencia en la División de Honor de Plata (Grupo C).

El presidente de la entidad de la capital del Montsià, Javier Simón, explica que «en la primera vuelta los resultados fueron buenos, pero a partir de diciembre empezamos a acusar los problemas de tener a jugadoras ocupadas con sus respectivos trabajos y estudios, lo que provocó que en los entrenamientos bajara la asistencia y esto se notó». Simón sigue diciendo que «en la segunda vuelta, a pesar de que teníamos ilusión, las cosas no salieron como esperábamos y no pudimos igualar la primera parte del campeonato». 

Simón lamenta que «en la segunda vuelta se escaparon algunos encuentros por pequeños detalles; partidos que se hubieran podido ganar. Por ejemplo, ante el Putxi, íbamos por delante, tuvimos dos fallos y dimos vida al contrario. En los últimos cinco minutos ellas tuvieron más acierto que nosotros, y al final, aunque pudimos empatar, no lo conseguimos. Con todo, nos ha quedado un sabor amargo porque estando mejor incluso hubiéramos podido estar en las posiciones de promoción de ascenso».

Simón continúa valorando la campaña asegurando que «ya teníamos la plantilla justa y hemos acudido a disputar muchos partidos con diez u once jugadoras, lo que ha provocado que la Federación nos multara por no presentar un mínimo de doce efectivos. En Alicante, por ejemplo, éramos diez y tres de ellas porteras. Esto a nivel anímico también nos ha pasado factura y se ha notado».

Una vez finalizada la temporada, y a diferencia de otros años, el Handbol Amposta no disputará la Copa Catalana: «no vale la pena forzar a la plantilla. Algunas jugadoras se han marchado a su país y ahora lo que tenemos que hacer es descansar». 

Después de unos días de respiro, la entidad ampostina, que centrará ahora la atención en los equipos de base, empezará a pensar ya en la próxima temporada, en la que «un noventa por ciento del equipo seguirá». Está por ver qué pasa con la argentina Xoana Iacoi, que tan buen rendimiento ha dado al conjunto ebrense: «es una jugadoras que nos puede interesar para el próximo proyecto». Igualmente, habrá que ver si el entrenador Mateu Castellà sigue vinculado al banquillo ampostino: «por parte del club tenemos interés en que continúe con nosotros», afirma Simón. 

La lucha para seguir
El Handbol Amposta se mantiene como una de las referencias dentro del balonmano catalán, a pesar de que no es nada fácil seguir adelante: «tenemos unos 60 socios y cada vez cuesta más encontrar colaboración de las empresas, es más complicado que hagan publicidad, un cartel, una pancarta, poner el nombre en la camiseta...». A pesar de los obstáculos, la entidad continuará con la fuerza del primer equipo y el excelente trabajo de base que se está realizando.

Temas

Comentarios

Lea También