Este sitio web puede utilizar algunas "cookies" para mejorar su experiencia de navegación. Por favor, antes de continuar en nuestro sitio web, le recomendamos que lea la política de cookies.

Deportes Fútbol

Xavi Molist guía a l'Hospitalet a su regreso a Segunda B

El equipo del exdelantero grana es líder en solitario del grupo 5 de Tercera a falta de nueve jornadas para el final

Jaume Aparicio

Whatsapp
Xavi Molist observa desde la zona técnica a sus jugadores en un partido de esta temporada. Foto: L'esportiu

Xavi Molist observa desde la zona técnica a sus jugadores en un partido de esta temporada. Foto: L'esportiu

L’Hospitalet lidera el grupo de Tercera División. El conjunto ribereño trata de recuperar parte de la gloria perdida hace dos temporadas con el descenso de Segunda B. Y lo hace de la mano de un exjugador del Nàstic, Xavi Molist.

El que fuera delantero grana en la temporada 2002-03 dirige al conjunto del Baix Llobregat desde la pasada campaña cuando llegó procedente del Horta.

«Era un paso adelante. En el Horta, donde estuve dos años, entrenábamos tres días a la semana y hacía las funciones de director deportivo, entrenador y de lo que hiciera falta. Era más amateur. En el Hospi todo es más profesional», admite Molist.

Dejó al equipo blanquinegro establecido en Tercera División tras recogerlo en Primera Catalana. «Estaban en plazas de descenso a Segunda Catalana y conseguimos salvarlo para, al año siguiente, quedar campeones del grupo y ascender», cuenta el técnico gerundense.

«Pinta muy bien», admite Molist sobre la buena temporada que está completando el cuadro ribereño. Si el curso pasado se quedó en la primera ronda del play-off de ascenso –cedió ante el Náxara- este año parece que tiene asegurado el billete a la fase de promoción.

Quince puntos les separan del quinto clasificado, el Sant Andreu. Distancia que a estas alturas de la temporada, con nueve jornadas por disputar, es prácticamente definitiva.

Los esfuerzos de Molist y los suyos se concentran en adjudicarse el primer puesto. Una pelea en la que tienen al Prat como el principal rival. «Quedar primero es la vida. Subir es complicado y si lo haces por el camino largo, son seis semanas más de competición», asegura el técnico.

Por ahora el equipo del exfutbolista grana aventaja a los potablava en cinco puntos gracias a una racha de 15 partidos sin perder que se rompió el fin de semana pasado en el campo del Santfeliuenc.

Como buen canterano del FC Barcelona Xavi Molist se define como un adepto de la filosofía de ataque. Esa mentalidad ofensiva que estableció Johan Cruyff unos años antes del ingreso del atacante en La Masia, a los 18 años. Salir con el balón desde atrás es una premisa de su sistema, pero sin negarse a otros lenguajes.

«Tratamos de combinar hasta arriba, pero no decimos que no a las transiciones. De hecho, este año hemos mejorado en ese aspecto y nos hemos convertido en mejor equipo», admite.

El pragmatismo del repliegue y el contragolpe en circunstancias determinadas es, a veces, la manera más inteligente de afrontar los retos. Como lo es la estrategia. Para Molist «lo más importante es conseguir ofrecer soluciones a los jugadores que son los que deben tomar decisiones sobre el césped».

Temas

Comentarios