Este sitio web puede utilizar algunas "cookies" para mejorar su experiencia de navegación. Por favor, antes de continuar en nuestro sitio web, le recomendamos que lea la política de cookies.

TGN tendrá en 2019 un único bono para 7 parkings públicos

El consejo de administración de Aparcaments aprobará el próximo jueves la renovación de la tecnología, que permitirá aplicar «tarifas variables» en función de la ocupación de cada espacio

OCTAVI SAUMELL

Whatsapp
Imagen de ayer del aparcamiento municipal situado en la Avinguda Lluís Companys, que cuenta con 394 plazas de estacionamiento. FOTO: Pere Ferré

Imagen de ayer del aparcamiento municipal situado en la Avinguda Lluís Companys, que cuenta con 394 plazas de estacionamiento. FOTO: Pere Ferré

Los usuarios de los parkings soterrados municipales de la ciudad de Tarragona contarán en pocos meses con un único título que les permitirá ser abonados de siete  de los nueve equipamientos que, a lo largo de 2019, gestionará directamente el Ayuntamiento. Según ha podido saber el Diari, el consejo de administración de la empresa pública Aparcaments aprobará el próximo jueves las condiciones para convocar el concurso que servirá para contratar la nueva tecnología de los estacionamientos municipales. 

El sistema será como el del Patronat d’ Esports, donde un abonado puede usar todas las piscinas

Esta decisión supondrá una inversión de un millón de euros, que se destinará a renovar la maquinaria de las instalaciones de la Avinguda Catalunya, Joan XXIII, Saavedra, Lluís Companys, Torroja y Francesc Bastos. Alguno de estos parkings –como el de la Avinguda de Catalunya– cuenta con una operativa que está obsoleta y de la cual ya no se puede realizar un mantenimiento en condiciones porque no existen recambios. ¿El motivo? El software es de hace veinte años y la empresa fabricante fue adquirida por otra compañía, que ya no lo comercializa. 

Actualmente, la firma municipal también gestiona el párking situado en Battestini, pero este espacio será en breve una zona azul antes de convertirse en el centro de operaciones de los autobuses de la Empresa Municipal de Transports (EMT). Por ello, en breve su maquinaria se trasladará al aparcamiento de la Avinguda Catalunya, para poner el punto y final a los problemas que sufre el estacionamiento desde hace semanas. Los únicos espacios que no se incorporarán a la medida serán los dos que gestiona Espimsa: los dos del Mercat. 

«Seremos más competitivos»
«Lo que queremos es que todos los aparcamientos funcionen como uno de solo. Ahora nos encontramos con el hecho de que cada uno va de forma independiente. Con la nueva tecnología podremos ser más competitivos y ofrecer muchos más productos, ya que será como si sólo tuviéramos un único equipamiento dividido en siete espacios», indica el presidente de Aparcaments, Josep Acero. 

«Queremos que los parkings dejen de funcionar de forma independiente y sean gestionados como si fuera uno solo»

Entre las medidas que la nueva maquinaria permitirá llevar a cabo estará el hecho de emular lo que ya se hace en las piscinas del Patronat Municipal d’Esports, donde un abonado del servicio puede usar todas las instalaciones del organismo público. «Un usuario podrá estar abonado a los aparcamientos municipales que quiera, ya que todos usarán el mismo sistema», recalca Acero. Los cálculos de la empresa son que la nueva tecnología pueda ser una realidad en el segundo semestre de 2019.

Precio según la rotación
Otra de las novedades será la posibilidad de poder aplicar tarifas variables. «Al saber exactamente cuántos coches hay en cada aparcamiento en tiempo real, podremos poner en marcha mecanismos que ahora no podemos», indica Acero, quien narra que «si, por ejemplo, vemos que un aparcamiento está al 10% de ocupación podríamos poner momentáneamente una tarifa de diez céntimos por hora hasta que el aforo estuviera al 50%. En ese momento volveríamos a subir el precio». 

«Apostaremos por la tarifa variable con la nueva maquinaria. Por ejemplo, si un párking está al 10% podremos bajar su precio hasta que esté al 50%»

Actualmente, la tarifa de Aparcaments Municipals es de 2,75 euros por hora, con un máximo de 5,50 diario. A partir de enero, sin embargo, este precio se reducirá un 9%, situándose en los 2,50 euros cada sesenta minutos, con un límite de los cinco euros. 

Asimismo, otra de las actuaciones que se llevarán a cabo será la de poner paneles informativos de la ocupación de los equipamientos soterrados en las entradas de la ciudad. En este sentido, la primera que se instalará será en la Plaça Europa, donde también se incluirá el párking del centro comercial Parc Central. 

Temas

Comentarios

Lea También