Licencia para soñar

El CF Canonja, un clásico de la Segunda Catalana, se encuentra en la zona privilegiada de la tabla tras encadenar 14 jornadas sin conocer la derrota

| Actualizado a 28 febrero 2022 10:15
Se lee en minutos
Participa:
Para guardar el artículo tienes que navegar logueado/a. Puedes iniciar sesión en este enlace.
Comparte en:

Once victorias y tres empates. Este es el registro del CF Canonja desde su última derrota el pasado 23 de octubre de 2021. Fue ante el Cambrils Unió, quien se llevó por la mínima un partido muy disputado (1-0). Actualmente, se encuentran en la segunda posición del subgrupo 8A de Segunda Catalana, con dos puntos más que el conjunto cambrilense y a tan solo cuatro del líder, el CF Reddis. Esta racha de catorce jornadas sin perder invita al club a luchar por un ascenso que presumiblemente será muy complicado, pero para nada imposible.

Los últimos años con la pandemia han sido muy complicados, pero la directiva ha dado todo de si para tirar adelante. «El año pasado jugamos una liguilla de 3 meses y competimos lo mejor que pudimos», explica el presidente del CF Canonja, Ferran Mañé. La actual junta entró hace 4 años, justo antes de la irrupción del coronavirus: «Después de esta pequeña crisis podemos decir que estamos bien a nivel económico y cada uno de nosotros tenemos nuestra función dentro del club para que todo vaya sobre ruedas».

Aprovecharon este pequeño impase para hacer una renovación en el primer equipo, apostando claramente por la juventud. Gente que cobre menos pero que corra igual o más, con ganas de triunfar y llevar al CF Canonja a lo más alto. Parece que esta fórmula les está saliendo de maravilla, ya que la entidad se está recuperando económicamente y a nivel deportivo se están consiguiendo muy buenos resultados. «Tenemos una plantilla bastante joven, pero muchos llevan más de 5 años compitiendo en Segunda Catalana», aclara Mañé. Añade también que en todo momento han querido apostar por gente de la casa. Tanto aquellos que han pasado toda su etapa formativa en el club, como aquellos que en algún momento se fueron y que han acabado siendo repescados. Como es evidente, para mantener el equipo en una categoría tan alta han tenido que buscar también fuera, pero siempre con la consigna de fichar jugadores de la zona.

Siguiendo esta idea, la directiva tiene clara la importancia del fútbol base en su esquema. Desde el club tratan muy bien las categorías inferiores y cuentan con un coordinador para el fútbol 11 y otro para el fútbol 7. «Trabajamos todo lo que podemos para formar a los niños y que estos evolucionen para acabar en el primer equipo», confiesa el presidente del CF Canonja. Aunque admite que es algo complicado, ya que todos los años tienen que batallar contra los clubes grandes de la provincia, que aprovechan para fichar a los jugadores que más destacan.

Para Ferran Mañé, la clave de la gran temporada que está cuajando el equipo es el buen rollo que hay en el vestuario: «Se llevan muy bien y van todos a una, salga quien salga da el 100% porque son todos muy competitivos, nadie viene a jugar por jugar». La ilusión y las ganas de triunfar, junto al buen juego combinativo que despliegan en el campo, les ha llevado a convertirse en uno de los cocos de la categoría.

El objetivo principal del club es quedar entre los tres primeros y evitar jugar la fase de descenso. Pese a que la ilusión de la directiva es dejar el equipo en Primera, no se marcan la promoción como algo obligatorio: «Jugar la liguilla de ascenso sería una alegría para nosotros y los jugadores, iremos a disfrutarla y si suena la flauta pues lo celebraremos». El CF Canonja se ha convertido en un clásico de la Segunda Catalana, pero esta temporada tienen licencia para soñar en un ascenso a Primera.

Comentarios
Multimedia Diari