Para seguir toda la actualidad desde Tarragona, únete al Diari
Diari
Comercial
Nota Legal
  • Síguenos en:

¿Tendremos un presidente creado con Inteligencia Artificial? En Dinamarca ya hay un partido

¿Puede gestionarse un país sólo con una máquina? El Partido Sintético danés, liderado por una especie de bot informático, ha participado en la actual campaña electoral, aunque sin candidato oficial

| Actualizado a 04 noviembre 2022 06:54
Jordi Julià
Participa:
Para guardar el artículo tienes que navegar logueado/a. Puedes iniciar sesión en este enlace.
Comparte en:

A veces llegan a la redacción noticias que a uno le dejan perplejo. Y esta es una de ellas. «Un partido liderado por un sistema de inteligencia artificial quiere presentarse a las elecciones en Dinamarca». Reconozco que leí dos veces el titular. No me lo podía creer. Aquí es cuando me vienen a la cabeza los inquietantes capítulos de Black Mirror o películas como Matrix. Como siempre, los países nórdicos son pioneros en casi todo.

El partido en cuestión se llama Partido Sintético, está liderado por Leader Lars, una especie de bot informático, y ha participado en la actual campaña electoral, aunque sin un candidato oficial. En su presentación ya anunciaron que querían captar a un grupo de población (un 20 por ciento de los electores) que se abstienen de votar en los comicios. Se definía como un partido de izquierdas y entre los puntos fuertes de su programa electoral, destacaba el establecimiento de una renta básica universal de 100.000 coronas danesas mensuales (unos 13.432 euros), ayudas para que los estudiantes siguieran estudiando y un puesto de trabajo durante cuatro años para los desempleados durante cuatro años.

Para la creación de esta inteligencia artificial se utilizaron los programas políticos de los partidos que se han quedado fuera del parlamento danés desde 1970. Pero la irrupción de un partido así abre un debate interesante. Tal vez el Partido Sintético no tendrá casos de corrupción y será ajeno a los sobornos, pero tal vez demostrará falta de empatía ante hechos como las situaciones de pobreza de algunos colectivos o la necesidad de promocionar el arte entre los jóvenes. En definitiva, tomará decisiones basadas en los datos en lugar de las emociones. Por eso muchos tachan esta tecnología de muy poco humana y solidaria. Es aquí donde los expertos creen que todavía faltan unos años para que la Inteligencia Artificial tome un rol más activo dentro de la política y se madure mejor su interpretación de los millones de datos de los que bebe.

Los especialistas creen que estamos ante una verdadera revolución ya que es la primera vez que la Inteligencia artificial se desarrolla en este ámbito.

Ya conocíamos que nuestra Alexa funciona con esta tecnología, la domótica también, así como coches inteligentes que pueden ofrecer cientos de recorridos. Y Netflix la utiliza para, por ejemplo, proponernos la serie o película más acorde para ver, después de analizar nuestras centenares de decisiones.

Hasta ahora la formación política danesa no deja de ser una anécdota pero ¿qué pasaría si esta inteligencia llegara al poder? ¿Cómo serían las sesiones en el Congreso de los diputados? ¿Llegaría un momento en el que la democracia estaría en peligro? Y la pregunta final, que apunta ya a ciencia ficción, ¿podría gestionarse completamente un país sólo con una máquina? ¿Se convertiría en una dictadura sin emoción y deshumanizada? ¿La ética racional tendrá más peso que los sentimientos? Solo de leerlo da miedo. Es por eso que los expertos apuntan a que es de vital importancia que las inteligencias artificiales deben evolucionar sus componentes morales ya que se podrían convertir en peligrosos.

Al final, el Partido Sintético no ganó las elecciones de este 1 de noviembre en Dinamarca. Unos comicios que ganaron los socialdemócratas con Mette Frederiksen a la cabeza. La inteligencia artificial se quedó sin representación. Pero eso sí, esto de momento, veremos que sucede en los próximos años.

Comentarios
Multimedia Diari